Daniel Radcliffe responde con humor a los tuits "subidos de tono" sobre él

Por más fan que uno sea de la saga de Harry Potter y de su protagonista, Daniel Radcliffe, parece prudente reservarse los sentimientos e impulsos más arrebatadores que sintamos hacia él –o al menos no volcarlos a esa jungla virtual que son las redes sociales. Pero muchos potterheads no lo entienden así y dan rienda suelta a sus fantasías más íntimas con el londinense de 30 años –al que vieron crecer a lo largo de 8 películas y una década entera de su vida.

Pues bien: Radcliffe ha respondido a todos esos “fans calientes” que no pueden contener sus declaraciones de pasión erótica.

A sus 30 años, Daniel Radcliffe parece estar de vuelta de todo y responde sin vergüenza y con humor a los mensajes más calientes que le dedican sus fans. (Imagen: Saban / Madman Films / Amazon)

El actor, que tras ingresar millones con la saga creada por J. K. Rowling se ha pasado con cierto éxito al cine más extravagante y friqui (como la inclasificable Swiss Army Man o la más reciente Guns Akimbo), ha aceptado el desafío lanzado por Buzzfeed para zambullirse en lo más profundo de Internet y leer varios tuits referidos a su persona. 

Haciendo gala de su conocida simpatía y buen humor, Radcliffe recitó una selección de mensajes “indiscretos” –o, como los llama en el vídeo, “thirst tweets” o “tuits sedientos”–, dando su respuesta a todos de ellos:

Creo en la magia, y esa magia son los abdominales de Daniel Radcliffe”, lee el actor, que responde: “Eso es muy amable. Si oís a alguien riéndose, es mi novia”.

Daniel Radcliffe con barba es mi vicio”, escribe otro tuitero. “Qué suerte tienes”, contesta Radcliffe mesando su abundante vello facial, “esto es toda una bendición para ti”.

Además de unas cuantas referencias más o menos ingeniosas al mundo de Hogwarts y preguntas sobre la orientación sexual del actor –para hilaridad de su novia–, encontramos confesiones verdaderamente extrañas (provenientes de usuarios de todo género):

¿Puedo lamer las cejas de Daniel Radcliffe y otras partes de su cuerpo?”.

Quiero que Daniel Radcliffe golpee mi lengua con la suya”.

Daniel Radcliffe es un chiquillo suave al que quiero envolver en una manta y proteger, pero al mismo tiempo tiene energía y p***a grande, y quiero montarle como un rayo de fuego”.

Daniel Radcliffe podría hacer un hechizo para abrirme de piernas”.

Daniel Radcliffe podría asfixiarme y me encantaría”.

Para ser claros, ¡sin duda lamería el ano de Daniel Radcliffe para probar si es delicioso!” (aunque esta última es una referencia a la mención del actor que hace juego Cards Against Humanity, como explica él mismo).

En conclusión, Radcliffe demuestra un gran sentido del humor y una fuerte confianza en sí mismo, tomándose a bien incluso las menciones a las partes más peculiares de su fisionomía, así como ciertas propuestas personales de lo más extraño e inquietante. Tampoco es que nada de esto pueda sorprenderle, teniendo en cuenta que ya en 2007 dio el salto al teatro con la polémica obra Equus –en la que aparecía completamente desnudo con solo 17 años.

Dirigida por el neozelandés Jason Lei Howden y protagonizada por Radcliffe, la extrañísima y desmadrada Guns Akimbo (en la que el actor lleva dos pistolas permanentemente atornilladas a sendas manos) se estrenó el pasado 23 de marzo en Amazon Prime Video. Para decidir o no si esta locura cinematográfica es para ti, puedes leer nuestra crítica aquí.

Más historias que te pueden interesar: