Crecimiento personal y rutinas saludables: 57 cosas para estar más guapa

·10 min de lectura
Photo credit: Courtesy of Philosophy di Lorenzo Serafini
Photo credit: Courtesy of Philosophy di Lorenzo Serafini

Nos hemos acostumbrado a acompañar la palabra "guapa" con cosméticos. Con tratamientos y potingues que, a efectos prácticos, mejoren o tapen quienes somos. Puede sonar difícil de aceptar, pero en esencia, hemos aprendido mal a usar la cosmética. La utilizamos en la mayoría de las ocasiones, para cambiar todo aquello que vemos y no nos gusta.

Para vernos "guapas", olvidando todo lo esencial. Y sí, no está de más tener un buen neceser de cosméticos antiedad para cuidarnos. Pero puede que en esta última palabra esté la clave de todo: CUIDARNOS. Hemos olvidado hacerlo desde lo fundamental: el auto-cuidado, el amor propio y otros gestos sencillos. Y quizás añadiendo esto en nuestro día a día, tengamos menos que reprochar a esa crema carísima que te acabas de comprar y con la que "no ves resultados". Con la que no ves que esa persona que hay frente al espejo, cambie. Porque, sorry not sorry: pero quien ves, es quien hay en realidad. Y lo único que nos queda es quererla.

Más allá de todo ese catálogo amplísimo de cosmética PARA TODO, hay una lista básica de cosas que no cuestan dinero, que practicadas a diario, realmente, tienen efectos en nuestra cara: no la cambian, pero sí nos hacen vernos más guapas. Por fuera y sobre todo, por dentro. Rutinas sencillas de bienestar que nos hacen reducir la marcha, vivir slow, recordarnos que cuanto más aceleramos, peor nos va. Y que en definitiva, hemos venido a saborear, no a no darnos cuenta de nada.

Hemos reunido hasta XX cosas que nos hacen sentir mejor que bien. Y, ¡sorpresa!, no hay ninguna crema en esta lista. ¿Cómo te quedas?

Back to basics

Empecemos por lo básico. Volvamos a lo más sencillo. Desde los minutos de masaje facial o el TOP trend del momento (el ice rolling, versión casera), a los alimentos, las rutinas deportivas que no te matarán o los gestos frente al espejo que van a recordarte lo GUAPA que eres. Y sí, cambian la cara. A mejor.

  1. Masaje facial. Comienza el día con masajes con tus propias manos que activen la circulación. Y para un mayor despertar, el siguiente punto.

  2. Ice rolling. Y aunque los rolling de hielo de Sephora son tentadores, puedes ahorrártelos si practicas este masaje con un cubito de hielo, como lo hacen las famosas. Eso sí, evita irritaciones haciéndolo ligero y en períodos muy cortos de tiempo.

  3. Limpieza con suero fisiológico. Según las palabras de las expertas en cabina, una limpieza que ayuda a hidratar más que cualquier emulsión jabonosa. Y quienes aconsejan esto, saben lo que dicen.

  4. Desayuna sano y completo. Y sobre todo: DESAYUNA. Date un tiempo por la mañana, de forma consciente, para hacer este desayuno de forma completa, con alimentos amables con tu salud. Es fundamental comenzar el día con buen pie y todo comienza con un buen desayuno.

  5. Guarda unos minutos para hacer deporte. Y no estamos invitándote a matarte en el gimnasio con rutinas dolorosas, sino a hacer unos minutos de yoga, de estiramientos que alivien la tensión de zonas como el cuello o la espalda, a hacer algunos ejercicios de peso desde el salón de tu casa, con tu música y tu relax... Pero guarda esos minutos, te verás mucho mejor después de ellos...

    Photo credit: Filippo Fortis
    Photo credit: Filippo Fortis
  6. Power walking al amanecer. Prueba el potente poder de una buena caminata a primera hora del día. Puede marcar la diferencia en tu jornada.

  7. El poder de la meditación. O a primera hora o a última. Incluso en mitad de tu jornada laboral. La meditación ha cambiado el fondo y la forma. Puedes meditar en cualquier parte: desde en el autobús, con una meditación guiada en tus cascos, que te ayuden a bajar pulsaciones si ves que tu ritmo comienza a acelerar a en un paseo en el parque con tu perro mientras te concentras en los sonidos en los que nunca prestas atención, como en el canto de esos pájaros que sí, existen bajo el sonido de la ciudad.

  8. Acuéstate pronto. Según algunos estudios, dormir menos de cinco horas cada noche está vinculado con la aparición de más signos de envejecimiento y una reducción de la función barrera de la dermis, provocando mayor sequedad, irritación y sí: arrugas. Así que aquí tienes una razón mas para acostarte pronto.

    Photo credit: Courtesy of Philosophy di Lorenzo Serafini
    Photo credit: Courtesy of Philosophy di Lorenzo Serafini
  9. Y levántate temprano. Ya lo decía Robin Sharma en el libro 'The 5 am club': levantarse temprano (el dice, antes de las 5 la mañana), tiene beneficios. Entre otros, exprimir el día hasta el último segundo. ¿Y suena descabellado? Sí. Pero si no fuera beneficioso, no estarían cada vez más aliándose con esta práctica. Entre otros, Tim Cook (Apple) o Michelle Obama. ¿Y a qué hora acostarse? Márcate un máximo: las 23.

  10. Prueba con un peinado distinto. Y más que probar un peinado distinto, es probar una forma diferente de verte. Incluso cada día. Quererte a través de todas esas maneras. Desde una coleta que todavía no has explorado hasta un peinado con pañuelo, coqueto y distinto a lo anterior. Es otra forma cotidiana y sencilla de quererte y mimarte.

  11. Confía en tu pelo. Y déjalo ser como es en realidad. Nos afanamos en secarlo, plancharlo, moldearlo, rizado, cambiarlo. Pero, ¿por qué no lo dejamos libre? Dejar que nuestro pelo se exprese, dice mucho de nosotras. Y esa libertad, también tiene beneficios. Entre otros, el de dejar de ser una esclava de tu imagen.

    Photo credit: Vincenzo Grillo
    Photo credit: Vincenzo Grillo
  12. Usa tu barra de labios como único cosmético para la buena cara. Desde usarlo como colorete para dar rubor en las mejillas a, incluso, para dar profundidad como sombra de ojos y un tono sonrosado en los labios. Eso sí, alíate con él usándolo con la yema de los dedos y en pequeñas cantidades. Y olvídate de los 782 productos diarios para cambiar tu cara.

  13. Atrévete a usar tu lápiz de cejas para crear unas false fakes. ¿No lo has probado aún? Son capaces de recrear ese rostro 'sunkissed' mejor que cualquier polvo autobronceador. Te enseñamos a hacerlas de la forma más fácil que existe aquí.

  14. Marca las cejas. Y no necesitas diseñarlas y maquillarlas al detalle. Incluso está bien si tienes pelitos que se salen de la forma. Déjalas naturales pero péinalas y márcalas, incluso utilizando un gel transparente. Suficiente para aportar más personalidad.

  15. Una sesión de yoga. A Xuan Lan el yoga, le cambió la vida. Y hoy en día tenemos un acceso inmediato a cualquier sesión, de cualquier tipo de yoga y duración, adecuado a todas las condiciones y necesidades. Una sesión de yoga para dormir mejor, para tonificar en pocos minutos, para sentirte bien con tu cuerpo... Pero suma el yoga a tu día.

    Photo credit: Westend61
    Photo credit: Westend61
  16. Unos minutos para hacer algo creativo. La meditación activa y creativa, es tendencia. Y lo es porque cada vez más se están haciendo eco de esos beneficios que reportan. Nos invitan a saborear, a disfrutar de forma lenta y nos recuerdan que podemos hacer prácticamente cualquier cosa que nos propongamos si le prestamos atención plena. Cerámica, ganchillo, bordado, pintura... ¿qué te gusta hoy?

  17. Medita con tus plantas. El plantfulness ha reportado también numerosos beneficios desde que en la pandemia, tuvimos que encerrarnos con ellas más tiempo del que nos hubiera gustado. Entonces aprendimos a cuidarlas, a observarlas, a quererlas y a acompañarlas. Y muchas gurús de la jardinería han aprovechado para lanzar sus propios consejos para seguir esta práctica más allá del confinamiento. Te recomendamos un par de libros para ponerlo en práctica: Plantas para ser feliz, de Eva Durán y Cuida tus plantas para que ellas cuiden de ti, de Nena Von Flow.

  18. Olvídate de ser multitasking. Es uno de los consejos que Xuan Lan da en su libro Yoga para mi bienestar. Para desconectar el piloto automático, entre otras cosas, recomienda olvidarse de hacer mil cosas a la vez y centrarse en ser monotarea. ¿Puede sonar contraproducente? Puede ser, pero lo cierto es que en un momento en el que se premia a quien más cosas hace en un solo momento, centrarse en una única tarea tiene más beneficios. Y para empezar: logras hacerla más rápidamente y mejor. "No corras detrás del tiempo, aprovéchalo mejor", dice. Y no puede tener más razón.

  19. Hazte un bowl de fruta fresca. Un buen bol de fruta fresca y recién cortada en una comida completa, saludable y repleta de nutrientes. Apuesta por la fruta de temporada y acompáñala de semillas, frutos secos y yogur natural, griego, de soja o incluso de coco, para darle un toque de sabor diferente.

  20. Y llena tu nevera de hojas verdes. Benefíciate de ellas en recetas crudas, como las ensaladas, acompañadas de legumbres y otras frutas y hortalizas. Mucho mejor que esos espaguetti precocinados.

  21. Lánzate al mundo de las ensaladas de legumbres. De lentejas, de soja, habas, garbanzos o frijoles. Cambia el chip del guiso e inclúyelas en ensaladas de todos los colores. Son una importante fuente de fibra y sobre todo, de fibra soluble. Además son ricas en vitaminas del grupo B y en otros minerales como el magnesio, calcio, hierro, fósforo o zinc.

  22. Ten quinoa siempre a mano. Porque la quinoa es rica en minerales como calcio o potasio, además de en vitaminas del grupo B, C y E. Porque además contiene aminoácidos buenos para el funcionamiento correcto de nuestro organismo. Es una proteína excelente, rica en omega 6 y tiene un índice glucémico bajo. Un básico de la buena alimentación.

  23. Prueba con un corte de pelo renovador. Igual que te invitábamos a verte diferente con otro peinado, da un paso más y rompe por lo sano. Quiérete con pelo corto, largo o sin él.

    Photo credit: Courtesy of Press Office
    Photo credit: Courtesy of Press Office
  24. Usa tu perfume para dormir. Y usa tu perfume para hacerte más feliz. Y si esto supone ser infiel a tu fragancia de siempre, ¡adelante!

  25. Apaga el móvil. Al menos, un ratito. Y durante la noche. Desconéctate del mundo para conectar contigo.

  26. Ten a mano un spray facial. Porque no sólo reportan beneficios en la piel, sino que refrescan, aligeran y te hacen sentir bien. Nuestro favorito, el Beauty elixir de Caudalie.

  27. Apuesta por perfumes cítricos. Porque son los perfume vitamina, los que suben el ánimo y los que te llenan de energía. Y siempre viene bien tener uno buen perfume de bergamota o mandarina en el cajón.

  28. O por lavanda. Porque si los anteriores eran energizantes, también necesitamos nuestros momentos de calma y nada como la lavanda para lograrla. De primero de aromaterapia.

  29. Consume consciente. Porque también te beneficiarás de esa consciencia. Ni será positivo para ti, ni para el planeta, comprarte 60 camisetas diferentes si no te sientes realmente bien con las 60. Y lo sabes.

  30. Pega pequeños recordatorios amables contigo. Xuan Lan los llama "recordatorios de mindfulness". Pegatinas o post it en cualquier parte de tu casa: en el espejo del baño, en la nevera, en tu agenda... "al verlas, te acordarás de que debes volver al momento presente", dice. Existen, por cierto, apps en el móvil que las incorporan. Son aplicaciones de meditación que te recuerdan esos post it, de forma digital. Nuestras favoritas, Calm o Headspace.

  31. Préstate atención plena en cualquier tarea. Es decir, practica el mindfulness más allá de tu sesión de mindfulness.

  32. Dedica unos minutos a observar tu respiración. Porque esto puede ser un auténtico indicador de tu estado físico y mental. Focaliza en tu respiración y verás como tu mente, se calmará.

    Photo credit: Courtesy of Press Office
    Photo credit: Courtesy of Press Office
  33. Cómprate flores. Esperar a que te las regalen es cosa del pasado. Además, tú te comprarás las que te gustan de verdad.

  34. Mírate al espejo. Y mírate BIEN. Aceptando lo que ves, queriendo ser esa persona. Eres quien te ha traído al punto en el que estás, la que ha logrado todo lo que has logrado. Felicítate por ello.

  35. Acepta esas arrugas. Y esas canas. Y esos kilos que crees que son de más. Porque sólo a partir de aquí empezarás a construir un camino en paz y te verás más guapa que nunca.

  36. Agradécete el camino que has hecho. Cada día.

  37. Sonríe. Porque está demostrado: "cuando sonríes, estás más guapa".

Photo credit: Courtesy of Press Office
Photo credit: Courtesy of Press Office
Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente