Crítica de 'The Last Of Us': ya es candidata a mejor serie del año

el estreno de the last of us
Crítica de 'The Last Of Us': la serie del año

Puede que los videojuegos se hayan vuelto más cinematográficos a medida que el medio ha evolucionado, pero las adaptaciones rara vez capturan la misma sensación que su material original. Cuando The Last of Us debutó en Playstation 3 en 2013, el juego recibió el aplauso de la crítica, y las peticiones de una versión de acción real comenzaron inmediatamente. Su historia parecía más adecuada que la de la mayoría: en el fondo, The Last of Us trata sobre el dolor, la superación del mismo y el vínculo entre un padre afligido y una niña tan perdida como él.

Su trasfondo postapocalíptico es sólo el escenario en el que se cuenta esta historia profundamente conmovedora. Tras la cancelación (afortunadamente) de la película, HBO decidió adaptar el primer juego en una temporada de nueve episodios, y el resultado es aún mejor. The Last of Us es una epopeya emocional que capta el espíritu del juego y amplía la narrativa de forma sorprendente y gratificante. Tiene un comienzo lento, pero una vez que la serie se compromete con su visión (y se permite divertirse un poco), The Last of Us puede ser tan hermosa y devastadora como el juego que la precedió.

estreno de the last of us
estreno de the last of us

The Last of Us sigue a Joel (Pedro Pascal), un hastiado residente de la Zona de Cuarentena de Boston que perdió a su hija durante el brote de Cordyceps 20 años antes de los acontecimientos principales de la narración. Joel trabaja como contrabandista con Tess (Anna Torv), introduciendo pastillas y otros productos ilícitos en la Zona de Cuarentena bajo las narices de FEDRA, la fuerza militar fascista que ha sustituido al gobierno de Estados Unidos. Cuando la líder de la resistencia, Marlene (Merle Dandridge, que también puso voz a Marlene en los juegos), encarga a Joel y Tess que escolten a una joven malhablada y peleona llamada Ellie (Bella Ramsey) fuera de la zona de cuarentena, un simple trabajo se convierte en una lucha por el destino de la humanidad.

'The Last Of Us': crítica de la serie

el estreno de the last of us
el estreno de the last of us

Para quienes no estén familiarizados con el material original, The Last of Us puede parecer otra serie de zombis postapocalípticos que llega media década tarde al fenómeno iniciado por The Walking Dead. En manos menos capaces, no es difícil que The Last of Us se convierta en eso (y casi lo hizo en su iteración cinematográfica). Afortunadamente, el creador del juego Neil Druckmann, que está muy involucrado en la serie, no deja que eso ocurra. Junto con Craig Mazin (Chernobyl), Druckmann se asegura de que el trabajo con los personajes esté en primer plano en The Last of Us. Con un reparto de invitados de la talla de Murray Bartlett, Nick Offerman, Melanie Lynskey, Gabriel Luna, Storm Reid y Rutina Wesley, sería un pecado que no fuera así.

La aparición de Lynskey como líder revolucionaria en Kansas City (el lugar que sustituye a la secuencia de Pittsburgh del videojuego) es especialmente destacable, ya que hace gala de una férrea brutalidad que provoca tantas risas como escalofríos. Offerman y Bartlett se roban el episodio 3 como Bill y Frank, demostrando la valía de una adaptación como ésta y su capacidad para ampliar su alcance más allá de una campaña lineal de videojuego. Al final de la temporada, es Reid en el papel de Riley quien da un golpe emocional y complementa la actuación de Ramsey en The Last of Us.

the last of us estreno
the last of us estreno

El personaje de Ellie es el que más crece y cambia a lo largo de The Last of Us, una regla tácita para cualquier adolescente que vive en un mundo postapocalíptico, especialmente si lleva una cura potencial en la sangre. Su relación con el Joel de Pascal es a la vez hilarante y desgarradora, y ahí es donde la serie alcanza su punto álgido.

Una vez que Joel y Ellie se ponen en camino y The Last of Us expande su alcance fuera de Boston, la serie comienza a crecer en lo que los juegos siempre prometieron que podría ser. Ver a Joel y Ellie pasar de compañeros de viaje transaccionales a la dinámica padre-hija que impulsa la segunda mitad de la temporada hasta su violento final sólo podía funcionar tan bien como lo hace con dos intérpretes tan capaces como Pascal y Ramsey. Lo que encuentran en el camino es igual de importante, ya que les recuerda por qué luchan por vivir en un mundo como el suyo.

Para los aficionados al juego, hay un montón de referencias directas e incluso líneas de diálogo extraídas directamente del material original, incluidos algunos asesinatos que despejarán cualquier duda sobre cómo adaptar los videojuegos de sigilo a la acción real. Quien espere un espectáculo de terror puro y duro puede sentirse decepcionado. Aunque hay algunas escenas increíblemente tensas con infectados y clickers (víctimas de Cordyceps en su última fase), no son el centro de atención (y quien desee que lo sean se ha perdido por completo el sentido de la historia). El horror que las personas se infligen unas a otras frente a probabilidades insuperables es el centro aquí, un tema frecuente de conversación entre Joel y Ellie que culmina en un final que será familiar para los fans del juego, pero igual de desgarrador.

the last of us trailer
the last of us trailer

The Last of Us es uno de los mayores logros del mundo de los videojuegos, ya que impulsó el género en nuevas direcciones desde su lanzamiento hace casi 10 años. En todo caso, las adaptaciones de videojuegos han demostrado que no hay nada comparable a vivir un personaje durante más de 25 horas a lo largo de una agotadora experiencia de juego. Sin embargo, lo que sí ha demostrado The Last of Us de HBO es que la televisión es el lugar idóneo para hacerlo. Incluso con sus defectos (que son pocos), The Last of Us es una adaptación excelente, reforzada por las impresionantes interpretaciones de un gran reparto. Los nueve episodios permiten contar la historia en toda su extensión. Teniendo en cuenta lo conmovedora que es esa historia, eso es todo lo que uno podría esperar.