Días de agotamiento extremo también para los políticos: el desmayo del ministro de Sanidad en Holanda

Médicos, enfermeros y todo el personal de los servicios sanitarios son, sin lugar a dudas, quienes se están llevando la peor parte y también la más dura de la lucha contra el coronavirus. Jornadas agotadoras, lidiar con la enfermedad cara a cara y la muerte, el riesgo al que se exponen, la falta de medios suficientes… Un panorama desolador al que se enfrenta el sector de la sanidad. Sin embargo, no son los únicos que, en plena pandemia por el coronavirus, se han convertido en pieza clave durante la crisis.

Otros sectores, como el de las fuerzas del orden o el alimentario también lo son. Como lo son también los políticos. Ellos han de tomar las decisiones enfrentándose también a largas jornadas de discusiones, reuniones y puesta en marcha de soluciones. Y a ellos, como a los demás, el cansancio les puede pasar factura. Como le ha ocurrido al ministro de Sanidad holandés, Bruno Bruins, quien sufrió un desmayo en plena sesión en el Parlamento.

La situación de los Países Bajos no es, a día de hoy, como la de otros países europeos como Italia y España, pero desde hace semanas también luchan contra el coronavirus con medidas muy distintas que están siendo criticadas desde la oposición. Como recoge Antena 3, en Países Bajos, donde la cifra oficial de contagiados supera los 2.600, el Gobierno no termina de marcar una estrategia clara y tomar medidas contundentes para frenar a la enfermedad. Eso ha hecho que desde la oposición le acusen de intentar aplicar la teoría de la inmunidad grupal que se alcanzaría con el contagio del 60% de sus habitantes.

Sin embargo, el primer ministro, Mark Rutte, que ha pedido a la población que se quede en casa y que no haga compras exageradas en los supermercados, asegura que ese no es su objetivo, sino un “efecto secundario” de la estrategia planteada, que no está muy clara, como señala la Cadena Ser.

Defendiéndola en el Parlamento se encontraba el ministro de Sanidad cuando de pronto comenzó a sentirse mal desplomándose. Tuvo que ser ayudado por compañeros parlamentarios y, tras unos instantes, logró salir de la Cámara por su propio pie. Después del susto, publicó un mensaje tranquilizador en su perfil de Twitter explicando que todo se había debido al cansancio.

“Gracias por todo el apoyo que me están dando. Sufrí el desmayo por el agotamiento de estas semanas intensas. Ya estoy mejor. Ahora me voy a casa a descansar esta noche para poder volver a trabajar mañana y pelear lo mejor posible contra el coronavirus”, escribió.

Horas después, presentaba, como informa La Vanguardia, su dimisión. En un comunicado emitido por el Servicio de Información del Gobierno de los Países Bajos se explicaba que el rey Guillermo Alejandro había aceptado su dimisión y le mostraban su “gratitud por los numerosos e importantes servicios prestados”.

Cómo interpretar el siguiente mapa sobre el coronavirus:

- El color morado representa un caso positivo de coronavirus confirmado

- La calavera en color rojo, el caso de una muerte confirmada

- Una cruz en color verde representa un caso descartado

- Un verde con un botiquín representa un contagio superado o curado

- Una interrogación en amarillo representa uno o varios casos sospechosos

-Al hacer click en cada icono, aparece más información detallada al respecto

Más historias que te pueden interesar:

Bruno Bruins, ministro de Sanidad holandés, sufrió un desmayo debido al agotamiento mientras defendía las medidas de su gobierno en la crisis del coronavirus. (Foto: PHIL NIJHUIS/ANP/AFP via Getty Images)