Consejos para viajar con tus mascotas que debes tener en cuenta

·2 min de lectura

Estamos en pleno verano y cada vez somos más quienes además de tener mascota (perro, gato, hámster o hurón...) queremos llevárnosla de vacaciones y que disfrute con nosotros de un cambio de escenario. Ir a la playa, de cámping o a hacer trekking por la montaña es otra experiencia si te llevas a tu perro... ¿o no?

Si te encanta viajar, y particularmente te encanta viajar con tu cachorro, sabes que puede ser difícil encontrar un lugar que no desagrade a los huéspedes de cuatro patas. Los dueños de mascotas, entonces, se enfrentan a un dilema: ¿Encuentras una perrera o cambias tus planes y optas por unas vacaciones en casa?

Un chapuzón en el mar con tus perros

Si lo vuestro es el mar, jugar con las olas y retozar en la arena, consulta las playas habilitadas para ir con perros y su normativa. Antes de salir, prepara una mochila con su cartilla, su bebedero, agua para el viaje y algún juguete. En la playa debes ponerle a la sombra y no le pierdas de vista a la hora de meterse en el agua. De vuelta a casa dale un baño para quitarle la arena.

Insistimos, no te olvides de llevar agua para tu perro o gato, ellos necesitan hidratarse igual (o más) que los humanos. Y en la playa van a correr jugar y seguro que tragarán algo de agua salada, además van a pasar calor y debes saber cómo evitar sustos.

Viajar en coche

Si vais a hacer largos trayectos en coche recuerda que el perro o la mascota con la que viajes debe ir atada o en jaulas. Si temes que pueda marearse y vomitar durante el viaje, protege los asientos con una funda. Esta además incorpora bolsillos para llevar a mano por ejemplo toallitas húmedas limpiadoras, y más importante, incluye cinturones de seguridad.

Si tu perro es de raza pequeña, o viajas con gatos o incluso conejos u otros roedores, te va a ser más útil un asiento como este...

Consejos para que los perros pasen el verano fresquitos: cómo debes bañar a los perros en verano.

Un viaje de lo más fashion

Y si vais a tener que patear aeropuertos o estaciones de tren o autobús, y si tu perro es de talla pequeña o viajas con tu gato (o similar...), hazte con una bolsa de viaje, con estuche, correa para colgar y bebedero como este de Morpilot.

¡Feliz viaje!

Photo credit: Hearst
Photo credit: Hearst