Cómo conseguir un escote bonito para lucir con tirantes

·4 min de lectura
Photo credit: James Devaney - Getty Images
Photo credit: James Devaney - Getty Images

La ola de calor ha llegado antes de tiempo, y nos hemos puesto los tirantes a toda prisa, pero cuidado con este destape exprés, porque la piel del escote es especialmente delicada. Su espesor es de 0,02 mm, frente al promedio de 0,1 mm para la piel del resto del cuerpo, lo que significa que hay procurarle cuidados específicos.

“El escote es una zona olvidada, que no solemos hidratar ni proteger, pero hay que empezar a cuidar cuanto antes y debe incluirse en las rutinas diarias de hidratación y protección, si no nos veremos obligados a utilizar pronto protocolos de rejuvenecimiento”, alerta la doctora Natalia Ribé. Y no solo eso, habitualmente en verano solemos extender los polvos de sol hacia el escote, muchas veces sin darnos cuenta, o nos aplicamos un iluminador corporal, pero luego nos olvidamos de desmaquillar el escote y limpiarlo. Lo mejor es usar una leche limpiadora suave y retirar las impurezas con un algodón.

Otra cosa importante para lucir tirantes y un escote de infarto. “La piel de esta zona, a parte de ser muy fina y sensible, sufre especialmente los cambios de temperatura. Además, la exponemos en exceso a los rayos UV, ya que la gran mayoría de la gente olvida aplicarse aquí un fotoprotector, cuando es la zona de mayor impacto”, puntualiza la doctora Paula Rosso, del Centro Médico Lajo Plaza de Madrid.

La especialista también señala que no cuidamos el escote de la misma manera que la cara, ya que no le aplicamos cremas adecuadas ni realizamos tratamientos médicos estéticos de la misma manera que hacemos con el rostro. De hecho, el escote tiene una menor cantidad de glándulas sebáceas y se deshidrata con más facilidad. Por eso no hay que excederse con la exfoliación, basta hacer un ‘peeling’ suave en el escote cada dos o tres semanas y elegir cremas nutritivas y que lleven antioxidantes en su formulación.

Los principales problemas

La doctora Paula Rosso identifica tres como los principales problemas para que puedas lucir un escote divino con tu camiseta de tirantes ‘crop top’ preferida.

  • Manchas: “Debido a la gran exposición que hacemos del escote durante la primavera y el verano puede aparecer esta pigmentación de la piel. Para evitarlo, es prescriptivo aplicarse siempre fotoprotector”.

  • Arrugas finas: “Ocasionadas, sobre todo, por una falta de hidratación cutánea. Hay que utilizar cremas hidratantes y reparadoras y si tenemos una talla de pecho de más de 95, una buena recomendación es dormir con sujetadores que prevengan la aparición de las finas arrugas de la región central del escote o dormir boca arriba para evitar su aparición”.

  • Telangiectasias y puntos rubí. Muchas veces estamos genéticamente determinadas para que aparezcan, pero otras veces salen por la exposición solar repetida e intensa.

“La luz pulsada es un tratamiento ideal para borrar signos evidentes del fotodaño. Y aplicar ácidos hialurónicos microdepósitos para hidratar y colocar finos hilos de polidioxanona para reparar arrugas finas son aliados indispensables para dejar un escote limpio y reparado”, añade.

La doctora Ribé señala también como una de los problemas la falta de tonicidad del escote: “La musculatura de esta zona es más débil, y la pérdida de colágeno y ácido hialurónico con el paso del tiempo hacen que el escote precise de cuidados específicos para mantener la piel firme”. Los expertos coinciden en recomendar a partir de los 30 años, cuando empiezan a disminuir los niveles de colágeno y elastina, la aplicación de cosméticos con factor de crecimiento, silicio y otros ingredientes tensores y restauradores, que ayudan a reforzar la estructura de sujeción, aportan elasticidad a la piel y evitan la formación de estrías.

Pero además de la edad, los cambios de peso o el ejercicio intenso son otros de los factores que pueden ocasionar esa caída del pecho, que en el argot médico se conoce como ptosis, y que afea mucho cuando llevamos un vestido con un escote pronunciado.

“Cuando nos movemos bruscamente, saltamos o corremos, sometemos a la piel de la mama a múltiples microtraumatismos van produciendo ínfimos desgarros, pero que, al final, se traduce en arrugas o lo que es lo mismo, envejecimiento y caída”, describe el cirujano estético Doménico Ventura.

Por eso, si vas a hacer deporte es vital que lleves un top deportivo de calidad y adecuado al tamaño de tu pecho y al tipo de ejercicio que vas a realizar para que el impacto sea menor y tenga las mínimas consecuencias.

Para casos de pérdida de firmeza del pecho, la esteticista Carmen Navarro recomienda acudir a la aparatología. “La tecnología que es capaz de rellenar la zona alta de los pectorales y tensarlos y, de esta manera, elevar el pecho y regenerar el tejido, es Medestec. Su manípulo de radiofrecuencia combina dos corrientes diferentes que trabajan tanto las capas internas como las externas. Los resultados se aprecian desde la primera sesión, pero hay que ser constantes en el tratamiento. En casa se recomienda aplicar agua fría al terminar la ducha, de manera circular y ascendente, y emplear una crema reafirmante realizando un ligero masaje ascendente, partiendo de la base de los senos. También aconsejamos realizar ejercicios con mancuernas para reforzar la musculatura”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente