Claves para sumarte a la moda de llevar faldas sobre pantalones

En Estados Unidos es común llevar pantalones debajo de los vestidos desde el siglo XIX. (HuffPost)

La moda de llevar faldas y vestidos sobre pantalones ha vuelto, una tendencia que les viene como anillo al dedo a las personas más indecisas.

Uno de los detalles que nos encanta de esta tendencia es que conjuga a la perfección el estilo masculino y femenino. Se trata de una moda en la que no tienes que renunciar a nada, no tienes que decidir entre un vestido o pantalones porque puedes usar ambos. Y ahora, a medida que los límites de género en la moda se vuelven cada vez más difusos, es un buen momento para atreverse a seguirla.

Por supuesto, llevar una falda o un vestido sobre pantalones no es algo nuevo. En la vestimenta tradicional de la India, los hombres y las mujeres llevan una kurta o kurti, que no es más que una camiseta larga, parecida a una túnica, sobre pantalones a juego o incluso unos vaqueros. En Vietnam, existe el áo dài, un vestido largo que también se lleva con pantalones.

En Estados Unidos en los 1800, este estilo se abrió paso en la vida diaria a través de los pantalones bombachas, un tipo de pantalón suelto que se llevaba con túnicas y vestidos y que les permitió a las mujeres una mayor libertad de movimiento respecto a los vestidos restrictivos y las enaguas de la época. En el siglo XX, algunas mujeres llevaban pijamas de anfitrión o trajes de anfitrión, que a menudo consistían en una prenda tipo bata sobre un par de pantalones. El conjunto estaba destinado a llevarse dentro de casa. De hecho, celebridades como Lucille Ball y Ginger Rogers siguieron esta moda.

Izquierda: Ginger Rogers con un pijama de anfitriona en los años cincuenta. A la derecha: una modelo viste un pijama de noche en seda, alrededor de 1965. (Getty)

La tendencia a llevar pantalones bajo las faldas y los vestidos también fue muy popular en los años 90 e inicios de los 2000, e incluso se ha llevado en las alfombras rojas y pasarelas a lo largo de los años. El conjunto que llevó Emma Watson en los Premios Globo de Oro de 2014 es un buen ejemplo de ello.

Por algún motivo, parece que se está poniendo de moda de nuevo. La tendencia a llevar varias capas se hizo patente en las pasarelas de primavera y otoño de 2019, por ellas apostaron Jil Sander, Schiaparelli y Alexander McQueen. La tendencia también parece ser una referencia entre los famosos y celebridades que siguen la moda urbana. Jennifer Connelly y Julia Roberts son dos ejemplos recientes que rompen los cánones.

La clave para llevar este estilo con clase en la vida real, según la estilista con sede en Toronto, Nadia Pizzimenti, es jugar con el contraste. Para conseguirlo recomendó combinar un vestido femenino con unos vaqueros de corte recto o superponer diferentes capas, como una americana larga estilo boyfriend combinada con una falda midi sobre unos vaqueros.

“También es importante dejar que el vestido se convierta en la estrella del espectáculo”, agregó, y señaló que “los accesorios deben ser minimalistas”.

Si quieres seguir la tendencia, Amber Watkins, una estilista que también reside en Toronto, reveló que los vestidos camiseros funcionan muy bien ya que “puedes optar por desabrochar algunos botones inferiores para que se note más el pantalón”. Si estás incursionando en esta tendencia, sugirió que es mejor comenzar con unos pantalones ajustados. Pizzimenti estuvo de acuerdo y agregó que los pantalones ajustados evitarán que el atuendo adquiera demasiado volumen.

Por supuesto, estos consejos son solo un punto de partida. Existen muchas maneras de llevar esta tendencia. Si quieres inspirarte, échale un vistazo a las imágenes que aparecen a continuación.

En la pasarela:

Las modelos llevaron vestidos sobre pantalones en las pasarelas de otoño de 2019 para la firma Balmain, a la izquierda, y Jil Sander, a la derecha. (Getty)
De izquierda a derecha: Beautiful People, Busnel y Alexander McQueen (otros)

Cómo conseguirlo

(HuffPost)

De izquierda a derecha: Pantalones vaqueros de Levi, 98 dólaresVestido de Reformation Pearl, 248 dólaresBolso cruzado de Madewell, 88 dólaresSandalias de L’Intervalle Francine, 125,91 dólares

(otros)

De izquierda a derecha: Americana en crepé de Zara, 119 dólaresFalda midi en animal print de Love, Fire, 45 dólaresPantalones vaqueros ajustados altos de Madewell, 135 dólares

De izquierda a derecha: Sandalias de Call It Spring Loreg, 17,49 dólaresBolsa de cuerdas Seattle de Topshop, 52 dólaresVestido de Free People Love of my Life, 108 dólaresPantalón al tobillo Ezy de Uniqlo, 24,90 dólares

Julia Brucculieri
HuffPost Life