Chris Rock transforma la bofetada en un circo que ya no hace gracia

·4 min de lectura

Aunque nuestro sentido del humor nos diferencie como seres independientes, podemos estar de acuerdo con la noción básica de que ciertas bromas tienen el potencial de ser ofensivas. Y si no que se lo digan a Will Smith que no pudo contener el impulso violento al escuchar el chiste de Chris Rock dirigido a la alopecia que sufre su esposa; o a todos los judíos, negros, chinos, andaluces, gallegos y un largo etcétera que han tenido que reírse a la fuerza o mirar hacia otro lado cuando las bromas estereotipadas no les causan ninguna gracia. Al final, reírse o no, ofenderse o no, depende del sentido del humor de cada uno y nuestra propia flexibilidad emocional.

Sin embargo, mientras Will Smith ha pedido perdón e inicia la procesión del arrepentimiento y limpieza de su imagen, Chris Rock continúa usando la dichosa bofetada para su gira de monólogos por Estados Unidos. Y con bromas de peor mal gusto que la alopecia de Jada Pinkett Smith, creando un circo mediático que ya no hace ni pizca de gracia.

HOLLYWOOD, CALIFORNIA - 27 DE MARZO: Will Smith parece abofetear a Chris Rock en el escenario durante la 94.a Entrega Anual de los Premios de la Academia en Dolby Theatre el 27 de marzo de 2022 en Hollywood, California. (Foto de Neilson Barnard/Getty Images)
HOLLYWOOD, CALIFORNIA - 27 DE MARZO: Will Smith parece abofetear a Chris Rock en el escenario durante la 94.a Entrega Anual de los Premios de la Academia en Dolby Theatre el 27 de marzo de 2022 en Hollywood, California. (Foto de Neilson Barnard/Getty Images)

Hace apenas unos días el humorista reveló durante uno de sus shows en Phoenix, Arizona, que la Academia le había ofrecido ser el anfitrión de la próxima ceremonia de los premios Óscar por tercera vez (lo hizo en 2005 y 2016), pero que lo había rechazado. Rock comparó entonces que aceptar el trabajo hubiera sido como volver a la escena del crimen, bromeando con que sería lo mismo que pedirle a Nicole Brown Simpson que “volviera al restaurante”. Es decir, haciendo una referencia a la exesposa de O.J. Simpson que fue asesinada horas después de visitar un restaurante italiano donde trabajaba su amigo y camarero Ron Goldman y olvidarse unas gafas. El joven fue a su casa a devolvérselas y ambos fueron asesinados en el portal.

Según el periódico local Arizona Republic (via THR), el público le pedía a Chris Rock que hablara de la bofetada a los gritos y Rock lo hizo. No solo con esta broma de mal gusto, sino también haciendo una referencia a Will Smith y su actuación como el boxeador Muhammed Ali en el drama de 2001. “Es más grande que yo” dijo. “El estado de Nevada no sancionaría una pelea entre él y yo”.

Pues la primera en sentirse ofendida fue la hermana de la mujer asesinada, Tanya Brown, que publicó su respuesta en redes sociales calificándo la broma de “desagradable”. “Nada es más hermoso que despertarse una mañana de martes con TMZ llamándote diciendo que Chris Rock hizo una horrible broma sobre Nicole” escribió en Instagram junto a una foto del actor en los Óscar. “No había nada gracioso en su broma hacia Jada dado que sufre de una condición física y no hay nada gracioso en igualar una invitación para presentar los Óscar con un doble homicidio. Siempre creí que era gracioso, pero ha cruzado una línea en esta ocasión” escribió para concluir pidiéndole que deje de usar a su hermana, OJ y Ron como parte de su “crujiente acto cómico” porque “hay familias detrás de esta tragedia”.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

Las redes no tardaron en reaccionar en EE. UU. donde la sensibilidad por el asesinato de Nicole Brown Simpson apuñalada en 1994, así como el juicio que dejó en libertad a OJ Simpson, sigue latente entre la población al tratarse de uno de los más mediáticos del último siglo. Y así como Chris Rock consiguió la simpatía de un gran sector del público al recibir la bofetada, así de rápido la está perdiendo.

Y es que son muchos los que están vertiendo críticas en su contra, incluso dando una giro a la conversación al sugerir que se merecía la bofetada de Smith después de todo con un tuit que lleva más de 17.000 likes.

Evidentemente, como víctima de la bofetada, Chris Rock puede vivir la experiencia, compartirla y hacer lo que quiera con ella. Y si bien muchos comediantes creen que, cuando se trata del humor, debería haber una línea de aceptación borrosa y delgada para poder reírnos de todo sin sentirnos ofendidos, entonces también aquellos afectados con las bromas pueden vivirla a su manera.

Chris Rock bromeó en el pasado con lo mucho que le habría dolido la bofetada, física y emocionalmente, cuando dijo en otro de sus shows que “cualquiera que diga que las palabras hieren jamás han sido goleados en la cara. No soy una víctima, Sí, esa mierda duele, pero me la sacudí y fui a trabajar al día siguiente” (Variety). Sin embargo, ¿qué pasa cuando sus bromas hieren en consecuencia a quienes usa para causar gracia? Comparar la oferta de volver al escenario de los Óscar con el asesinato de una mujer inocente, sin que nadie jamás haya pagado por ello, me parece una de las bromas de peor gusto que he oído en mucho tiempo.

Volver a los Óscar supone prestigio, dinero y reconocimiento para cualquiera que quiera ocupar el rol de anfitrión. Nicole ya no puede volver a ningún sitio, como tampoco su familia podrá pasar página por completo. Este tipo de bromas suenan engreídas y altaneras, de una falta de tacto que solo alimentan un circo mediático del que ya toca pasar página.

Y si bien muchos humoristas han hablado del trauma que les dejó la bofetada de Will Smith al enseñar al mundo una respuesta violenta hacia la ofensa, Chris Rock la sigue utilizando para beneficio de su espectáculo con bromas de mal gusto que siguen ofendiendo sin necesidad alguna.

Mas historias que te pueden interesar: