Qué pasa cuando de repente nos pican los pies

·6 min de lectura
Las causas del picor en los pies pueden ser múltiples y van desde una inofensiva deshidratación hasta un calzado inadecudado, el abuso de alcohol y afecciones tumorales. (Foto: Getty)
Las causas del picor en los pies pueden ser múltiples y van desde una inofensiva deshidratación hasta un calzado inadecudado, el abuso de alcohol y afecciones tumorales. (Foto: Getty)

El picor en la planta del pie y entre los dedos es una de las cosas más molestas que pueden ocurrir en la vida diaria. Hongos, diabetes, una alteración nerviosa, causas neurológicas o vasculares suelen ser algunos de los motivos que generan esa picazón y que también tiene mucho que ver con la xerosis, la denominación médica de la piel seca.

El picor es el resultado de la deshidratación y es una reacción impulsiva a la incomodidad que causa la piel rígida, que no cumple sus funciones. Las ganas de rascarse aumentan según la gravedad de la deshidratación.

Es algo muy común, sobre todo en los meses más fríos cuando los pies están muy apretados en calzado rígido que no transpira o están expuestos al aire de la calefacción, incluso personas que no sufren otras patologías a menudo afirman tener la piel seca, con picor, áspera o incluso agrietada.

Llevar unos zapatos muy estrechos, por ejemplo, hace que la humedad se acumule y la sal que contiene el sudor puede atacar e irritar la piel. Precisamente uno de los síntomas de la sequedad de la piel es el picor. Incluso personas que no sufren otras patologías a menudo afirman tener la piel seca.

Además, la acumulación de células muertas puede producir sequedad, rigidez, rugosidad y durezas en la piel que ocasionan picor. Los talones podrían descamarse llegando hasta a producirse grietas en ellos.

Shoes of shape and feet
Es importante escoger el calzado en función de la tipología del pie, ya que un calzado estrecho hace que la humedad se acumule y la sal que contiene el sudor puede atacar e irritar la piel. (Foto: Getty)

Otra de las causas de ese picor pueden ser los hongos en los pies. Estos producen picores y deben solucionarse antes de que se extiendan. Se suele notar entre los pliegues de los dedos de los pies o en la planta del pie, enrojecimiento y descamación son posibles síntomas de una infección fúngica. Generalmente es fácil identificar los hongos en los pies a simple vista.

Algunas infecciones como el eritrasma interdigital las causa una bacteria denominada Corynebacterium minutissimum que afecta a la capa superficial de la piel, más comúnmente en zonas con pliegues, como por ejemplo entre los dedos de los pies.

Es una de las infecciones bacterianas más frecuentes en el pie, siendo la incidencia muy similar tanto en hombres como en mujeres. Es más común la aparición de dicha infección en regiones con climas templados y húmedos.

Visualmente se aprecian placas irregulares de color marrón acompañadas de maceración y descamación de la piel y en muchas ocasiones de grietas que provocan escozor. Se suele notar picor y quemazón en la zona afectada, y la mayoría de los casos van acompañados de mal olor.

Pero también puede confundirse con otra afección. Ya que el enrojecimiento, mal olor y las grietas o descamación entre los dedos de los pies pueden ser síntoma de pie de atleta o tiña del pie. Es bastante común entre los deportistas y corredores, debido a la presencia de humedad y calor en los pies de forma prolongada.

Para correr o entrenar lo mejor es que lleves calcetines de algodón. . Lávate los pies y sécatelos concienzudamente tras practicar deporte. No compartas la toalla y úsala únicamente para los pies. Lava los calcetines en la lavadora a altas temperaturas. Después de usarlas, deja que las zapatillas de deporte se sequen bien y desinféctalas. Puedes utilizar un polvo desodorante o spray para eliminar el exceso de humedad. (Foto: Getty)
Para correr o entrenar lo mejor es que lleves calcetines de algodón. . Lávate los pies y sécatelos concienzudamente tras practicar deporte. No compartas la toalla y úsala únicamente para los pies. Lava los calcetines en la lavadora a altas temperaturas. Después de usarlas, deja que las zapatillas de deporte se sequen bien y desinféctalas. Puedes utilizar un polvo desodorante o spray para eliminar el exceso de humedad. (Foto: Getty)

El pie de atleta, una de las enfermedades infecciosas de la piel más frecuentes, es responsable del picor y ardor en los pies. La piel seca, agrietada y con picor se debe a las actividades de hongos filamentosos y levaduras. Puede haber pequeñas ampollas y escamas en la planta. Generalmente aparece entre los dedos y es más común en adolescentes. Conviene que revises otras partes del cuerpo, ya que el pie de atleta puede llevar asociados hongos en otras localizaciones.

Por otro lado, parece que existe una predisposición familiar que aumenta el riesgo de padecer pie de atleta. También las personas de edad avanzada o con un sistema inmunitario debilitado son más propensas al pie de atleta que las personas jóvenes, y los hombres más que las mujeres. Los efectos externos como traumas y heridas en la piel de la zona de los pies pueden dejar vía libre a hongos patógenos. También aumentan el riesgo de padecer una infección por hongos. Así que estas dos causas estarían interrelacionadas.

Ten en cuenta que los hongos patógenos proliferan preferentemente en entornos húmedos, cálidos y oscuros. Encuentran las condiciones de vida ideales en baños, duchas y saunas públicas o en la moqueta de las habitaciones de hotel, porque en estos lugares muchas personas caminan descalzas, y el riesgo de contagiarse con hongos es aquí especialmente alto.

Normalmente, este tipo de hongos se asientan primero en los espacios interdigitales, oscuros y a veces húmedos por el sudor de los pies, donde encuentran el entorno ideal y empiezan a multiplicarse. Si se tarda en tomar medidas, la infección puede extenderse a las plantas y los laterales de los pies. Si no se trata, el pie de atleta puede extenderse desde los pies a las uñas de los dedos de los pies y a otras partes del cuerpo como los dedos de las manos o las ingles. Por eso hay que combatir el hongo con medicamentos adecuados, los antifúngicos.

Signo de enfermedades

Una diabetes mal controlada, que conlleva valores de azúcar permanentemente elevados, puede ser la causante de sensaciones desagradables en la zona de los pies. Las alteraciones del funcionamiento de los nervios periféricos y de la circulación, propias de la diabetes, provocan sensaciones como hormigueo y ardor. También las polineuropatías pueden provocar síntomas similares. Algunas enfermedades infecciosas, reacciones autoinmunes, intoxicaciones o afecciones tumorales pueden dañar al sistema nervioso periférico, con síntomas que afectan a todo el cuerpo, incluidos los pies.

En este caso tenemos que extremar los cuidados ya que las personas diabética son susceptibles y se les pueden producir heridas que puedan infectarse e, incluso, ulcerarse.

Otros problemas médicos de la piel como la dermatitis atópica, la queratosis pilaris, la ictiosis y la psoriasis tienen como síntoma común la piel seca.

O del síndrome de ‘pies ardientes’

El síndrome de pies ardientes va asociado sobre todo a molestias nocturnas. Entre los síntomas que aparecen en ambos pies están la sensación de calor, pinchazos y ardor. Las causas en este caso son también polineuropatías por enfermedades crónicas, pero también el abuso de alcohol, la falta de vitamina B o los efectos secundarios de medicamentos.

En cuanto a las posibles soluciones, un cuidado exhaustivo de los pies puede servir de ayuda. Es fundamental tomar medidas preventivas como:

  • Evitar la acumulación de humedad entre los dedos.

  • Mantener medidas de higiene adecuadas.

  • Control del sobrepeso.

  • Uso de calzado y calcetines transpirables.

  • Lavados periódicos con jabón desinfectante si ya ha habido infección por eritrasma anteriormente.

Si los síntomas persisten, hay que consultar a un médico. Y para conseguir el alivio a corto plazo de los síntomas, se aconseja la aplicación tópica de lípidos, principalmente aceites vegetales, humectantes y factores naturales de hidratación como la urea.

Más historias que podrían interesarte:

Los problemas de salud que hay detrás de las marcas de los calcetines

Piernas hinchadas: podría ser un aviso de que el corazón no funciona tan bien como debería

Por qué se hinchan las manos y los pies

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente