Canales Rivera regresa a 'Sálvame' tras su aparatosa cogida y reacciona al duro momento de la embestida

·2 min de lectura

Dicen que los toreros están hechos de otra pasta y parece que Canales Rivera no es la excepción. Tan solo una semana después de sufrir una aparatosa cogida en la zona testicular de la que tuvo que ser intervenido de urgencia en un hospital de Ciudad Real, Canales Rivera ha regresado a 'Sálvame' para retomar su trabajo como colaborador del programa. Después del gran susto, el primo de los hermanos Rivera ha llegado en ambulancia a las puertas de Mediaset. Una comitiva formada por varios colaboradores del programa le esperaba a las puertas de los estudios de Fuencarral para brindarle una cariñosa bienvenida.

A pesar de haberse sometido a una doble operación y tener más de 40 puntos de sutura en la zona escrotal, Canales Rivera ha entrado por su propio pie al plató de 'Sálvame'. Cabe recordar que la cornada afectó a la bolsa testicular, por lo que no quedó más remedio que ser intervenido de manera inmediata en el quirófano dispuesto en la plaza de toros.

Al finalizar esta intervención, que duró aproximadamente hora y media, fue trasladado hasta el hospital más cercano situado en Ciudad Real, donde volvía a ser intervenido esta vez ya para terminar de curar las heridas que la aparatosa cornada le provocaron en la zona testicular.

El torero sufría una cornada en el escroto cuando se encontraba participando en un festival taurino en la plaza de toros del municipio ciudadrealeño de Retuerta del Bullaque y hasta ahora no había visto las imágenes de la cogida. "Son milésimas de segundo lo que tardas en caer al suelo y antes de caer sentí que me había abierto las carnes. Sentí tanto dolor y me rajó tanto que era: cuanto antes entre al quirófano mejor", explica Canales y cuenta que le operan en la plaza de toros al instante: "No paro de sangrar, me lo tienen que reconstruir y el maravilloso doctor hace una obra de arte. Deciden trasladarme porque no se fiaban de tener otra trayectoria".

En todo momento estuvo a su lado su novia, Isabel Márquez, que lo acompañaba también cuando el diestro recibía el alta el pasado domingo, menos de 48 horas después de la doble intervención. No fue nada agradable para él todo lo que sucedió, ya que fue consciente en todo momento de lo que le estaban haciendo pues le administraron anestesia local.

Photo credit: Gtres
Photo credit: Gtres