Caída de pelo en la mujer: causas y soluciones para frenarla

·6 min de lectura
Photo credit: Piotr Marcinski / EyeEm - Getty Images
Photo credit: Piotr Marcinski / EyeEm - Getty Images

La alopecia femenina es uno de los motivos más frecuentes de la vista de las mujeres al dermatólogo, y existen muchas causas que la provocan. Entre ellas, el estrés del día a día es una de las que más factura pasa en nuestra cabellera, de hecho, tenemos un artículo en concreto donde te explicamos cómo frenar la caída capilar debida al estrés. Pero también influye el hecho de no cuidar adecuadamente la melena, la alimentación, así como algunos factores hormonales y ambientales entre los desencadenantes más comunes.

La alopecia ya afecta al 20% de las mujeres y es un problema que puede comenzar en la adolescencia, etapa en la que comienzan los cambios hormonales, según Mónica Rolando, directora médica de la Unidad Médica Serrano (Madrid, tel. 914 57 48 07). De hecho, según datos revelados por Kérastase, el 40% de las mujeres entre los 25 y los 34 años está preocupada por la caída del cabello. No en vano, combatir el acné, que se produce por diferentes motivos, aunque no seas adolescente, y la alopecia son los objetivos más frecuentes de consulta dermatológica en Atención Primaria, según estimaciones realizadas por el Servicio de Dermatología del Hospital Clínico San Carlos.

Y es que, el estilo de vida frenético que llevamos junto con los factores ambientales (polución, viento y rayos UV), la falta de sueño, el bajo estado de ánimo, el trabajo o los exámenes (que aumentan los niveles de las hormonas del estrés), el peinado excesivo y los daños provocados por las herramientas de calor -ya que el abuso de estas es uno de los principales enemigos de un pelo sano, largo y bonito- están afectando sobremanera a la sensibilidad de la piel y dejando el cuero cabelludo cada vez más vulnerable a la microinflamación. ¿Consecuencia? Que cada vez se nos cae más y antes el pelo. Pocas mujeres se libran de ver pelo en la ropa, en la almohada, en la ducha, en el cepillo...

Concretamente, cómo frenar la caída del pelo es una preocupación para 3 de cada 4 mujeres. “La caída del cabello ya no responde, como antes pensábamos, solo a los cambios de estación como el otoño o la primavera, sino que hoy en día es solo uno de muchos factores”, asegura Daniel Maya Noguez, responsable de marketing de Kérastase. No obstante, perder entre 40 y 100 cabellos al día no es preocupante, ya que el cabello está en constante renovación, “el problema viene cuando la cifra es mayor o hay disminución del calibre del pelo”, según la doctora Rolando. Sin embargo, las mujeres lo vivimos con especial ansiedad. “El impacto psicológico es mucho peor que en el hombre, de ahí que se tome conciencia y se implique más”, revela la experta.

Photo credit: Vladimir Serov - Getty Images
Photo credit: Vladimir Serov - Getty Images

Existen diferentes tipos de caída capilar en la mujer

Caída del cabello desde la raíz

Para poder ponerle solución es importante, primero, saber qué causas están detrás de esta caída. En este sentido, intervienen factores internos y externos. En primer lugar, los niveles de estrés, los cambios hormonales que ya se producen en la mujer desde la pubertad y con la primera menstruación, y una alimentación deficiente pueden estar detrás de una caída de pelo acusada. “El estrés es un agravante o incluso desencadenante, pero no el único. También lo son factores como una dieta desequilibrada (falta de vitaminas del grupo B (B12, Biotina, vitamina D, ácido fólico, etc), la falta de sueño [no te pierdas estos consejos para dormir mejor que practican quienes presumen de descansar de maravilla] o enfermedades como la anemia ferropénica, de tiroides o de la función ovárica”, añade la Dra. Rolando. La consecuencia de todo esto es “un endurecimiento del colágeno presente en el folículo piloso y una falta de nutrientes esenciales con lo cual la raíz del cabello se debilita desde dentro, lo que provoca que se desprenda”, cuenta Daniel de Kérastase.

Caída del cabello por rotura

En segundo lugar, como hemos dicho, también intervienen algunos factores externos tales como un cepillado agresivo, la fricción con la toalla al secarlo, el uso constante de herramientas térmicas (plancha, secador), también el de gomas elásticas y la exposición constante a la polución, el viento y los rayos UV, todos ellos causantes de un pelo débil, seco y quebradizo y enemigos de un cabello sano. Al final todo esto produce una rotura de la fibra capilar y el cabello se debilita. Es decir, puede que el pelo se rompa en la mitad del tallo: “la rotura permite que el pelo siga creciendo desde la raíz, pero la exposición diaria a agentes agresores externos puede desencadenar la inflamación también en el folículo”, apunta el responsable de Kérastase.

Photo credit: Hans Neleman - Getty Images
Photo credit: Hans Neleman - Getty Images

Soluciones a la caída del cabello en la mujer

Mejor alimentos que suplementos

“Las vitaminas A, B, C, D, el hierro, el selenio y el zinc son todos muy importantes para los procesos de crecimiento y retención del cabello, pero hay que obtener estos nutrientes y antioxidantes de los alimentos: del consumo de hidratos de carbono y de cereales integrales repletos de propiedades y beneficios, vegetales como las frutas y las verduras más recomendadas, las legumbres, los frutos secos y las semillas, que pueden ser más seguros y saludables en comparación con la toma de altas dosis de suplementos”, advierte la nutricionista Megan Rossi. De hecho, la ingesta excesiva de suplementos nutricionales puede provocar caída de pelo. “Suplementos de hierro, vitamina A y selenio se han relacionado con la caída del cabello. Por tanto, es importante supervisar los niveles de nutrientes junto a un profesional de la salud antes de tomar suplementos publicitados para la salud capilar”, aconseja esta nutricionista.

Cosmética capilar

La mayoría de los cosméticos capilares actuales están dirigidos a hombres, son aburridos o muy médicos, por eso no consiguen fidelizar a la gente. “Representan solamente el 8% del mercado actual”, revela Daniel. Para ofrecer una solución sensorial y agradable, además de eficaz a las mujeres jóvenes, Kérastase tiene su línea Genesis, que contiene aminexil, molécula anticaída sobradamente conocida; células nativas de Edelweiss antioxidantes; y raíz de jengibre aliada antienvejecimiento y conocida por sus efectos protectores contra los agentes externos. Hay tratamiento en salón específico para cabello fino, grueso, y con la raíz grasa y las puntas secas. Además de productos de uso en casa. “Garantiza una reducción de la caída de hasta un 84%”, asegura el experto de Kérastase.

Photo credit: Kérastase
Photo credit: Kérastase
Photo credit: Kérastase
Photo credit: Kérastase

Fármacos contra la caída del cabello

La Dra. Rolando recomienda el Minoxidil, “ya sea aplicado de manera tópica (los más nuevos no incorporan alcohol, por lo que son más cosméticos y resecan menos) u oral, en cuyo caso debe estar bien dirigido para no producir hipotensión.”. Es un medicamento que se aplica en el cuero cabelludo a una dosis de entre un 2% y un 5% y en la mayoría de los casos retarda o frena la caída del pelo. “También pueden administrarse antiandrógenos, como la Finasterida, que impiden la acción de las hormonas masculinas a nivel del folículo piloso”, según esta doctora. Este fármaco ha demostrado eficacia en dosis de 1 mg/día cuando la alopecia es de tipo androgenética masculina.

Infiltraciones capilares contra la pérdida de cabello

Otro de los tratamientos posibles son las infiltraciones capilares. “La mesoterapia con vitaminas, minerales y oligoelementos, y plasma rico en plaquetas (PRP) que se obtiene a partir de una muestra de sangre del paciente, o con múltiples microinyecciones del fármaco antiandrógeno Dutasterida directamente en los folículos pilosos, mejora la densidad capilar”, concluye la experta.