Bronde, cómo las rubias famosas dan un vuelco al castaño para lucir su melena

Adriana Terán
·4 min de lectura
Cara Delevingne (Getty Images)
Cara Delevingne (Getty Images)

La moda y las tendencias de belleza son cíclicas, van y vienen en el tiempo conquistando a nuevas generaciones. Como modo de expresión, son también influenciadas por el entorno, las circunstancias globales, culturales y sociales. Es muy difícil, por no decir imposible, comprender las tendencias sin contemplar el entorno que las respalda.

Así se hace evidente que los cambios que se han estado presentando y se siguen imponiendo como tendencias responden en gran medida a la experiencia vivida a lo largo de los últimos meses con la pandemia y el consecuente confinamiento. La llegada de un castaño luminoso, abundante en rayos de luz con aspecto muy natural para sustituir los rubios, quizás responde a unas ganas de renovación, de fácil mantenimiento y sobre todo de lucir cada vez más naturales. Es lo que expertos han denominado Bronde, que podemos definir como demasiado oscuro para estar dentro de los rubios, y muy claro para estar dentro de la gama de las brunettes.

Fascinante y sexy, el bronde es un look que ya las famosas están imponiendo con fuerza. Su nombre responde a la unión creativa de las palabras de “brunette” y “blonde”, y ya hace algunos años estuvo cautivando celebridades. Olivia Palermo lo impuso ayer y lo mantiene hasta hoy; Blake Lively y hasta JLO pasaron por esta técnica, que además de aportar frescura, resta años al suavizar las facciones. Hoy en día es Cara Delevingne la que sorprende dejando atrás los tiempos de rubia para dejar fluir su espíritu más salvaje y natural con este look.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Por otra parte, la estilista de Hailey Bieber también mostró la faceta más sensual de la modelo con suaves ondas en bronde, aportando rayos de luz que se funden con la base más oscura dejando acentos en la zona frontal del rostro. Y es que la finalidad de esta tendencia capilar es aportar luminosidad y naturalidad al look.

¡Quiero ser Bronde!

Con la llegada de temporadas cálidas, en las que el sol comienza a jugar con su luz en nuestra melena, llega la ocasión ideal para quienes quieren cambiar de look sin ser demasiado radicales y esta tendencia está a medio camino entre las rubias que quieren pasar al lado de las brunettes y de las morenas que quieren hacer la transición al rubio. En ambos casos, la gran ventaja de esta tendencia es que ofrece un cambio y diluyen los efectos de raíces demasiado marcadas.

Daniela Yegres, especialista en cuidado capilar, asegura que esta técnica es ideal para quienes no quieren hacer una decoloración radical, pero que quieren dar el paso hacia un tono más claro sin riesgos. De esta manera, va bien con la mayoría de los estilos y tonos de cabello, aunque se recomienda especialmente para quienes ya tienen una base en castaño claro, porque el resultado será mucho más natural.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Por otra parte, las rubias que buscan un cambio, encontrarán en este paso un camino acertado hacia el castaño, tono siempre elegante, que jamás pasa de moda y que aunque es más común, suele ser el elegido cuando queremos lucir un cabello saludable.

Otro tip es encontrar el tono adecuado de bronde definiendo la temperatura de nuestro tono de piel. Saber si eres de tonos cálidos o fríos será una clave determinante para dar con el color correcto no solo para tu cabello, sino los que mejor te favorecen al vestir y al maquillarte.

Finalmente, la especialista recomienda que si la intención de recurrir al bronde es hacer la transición de rubia a morena, lo más recomendable es hacerlo con expertos que puedan, no solo asesorarnos con relación al tono adecuado, sino también aplicarnos un tratamiento de hidratación profunda en el cabello si ya ha sido decolorado.

Cuestión de detalles

Vamos a sincerarnos, para quienes no somos expertos en cabello, sus matices y técnicas de coloración puede ser difícil diferenciar entre unas babylights y el bronde. Un artículo en la web de GA.MA Italy aborda este aspecto de manera sencilla.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Las babylights buscan crear un efecto natural, realizando la coloración en mechas muy finas, pero abundantes usando dos o tres tonos similares para generar la sensación de que los rayos de luz son naturales y no teñidos. Por otra parte, la técnica que concentra nuestra atención por estos días, la bronde, es una variante del balayage en la que los medios y las puntas se tiñen de un castaño muy claro. Aquí se fusionan los tonos marrones con otros más brillantes, para aportar fundamentalmente luz.

Todos los tonos de piel, personas maduras y jovencitas, todas pueden encontrar en esta técnica una opción adecuada para dar el gran paso hacia un look totalmente en tendencia sin arriesgar demasiado.

MÁS HISTORIAS QUE TE PUEDEN INTERESAR:

Llevar el cabello largo después de los 40: las claves para mantenerlo perfecto

Los secretos de los profesionales para usar el sérum en el cabello como toda una experta

El flequillo está de moda: los estilos que quedan mejor a cada tipo de rostro

EN VIDEO: Priyanka Chopra rinde homenaje a sus raíces con su nueva línea de productos para el cabello