Britney Spears y Rocío Carrasco: una comparación incómoda para la sociedad

Anna Sanchez
·4 min de lectura
Las vidas de Britney Spears y Rocío Carrasco se parecen mucho (Daily News /Telecinco)
Las vidas de Britney Spears y Rocío Carrasco se parecen mucho (Daily News /Telecinco)

Recientemente tuve la oportunidad de ver el documental ‘Framing Britney Spears’, una pieza que relata los inicios de la artista y su caída al pozo así como su renacer en los últimos años. Ahora, veo en la vida de Rocío Carrasco ciertas similitudes con el trayecto vital de Brit.

Me conmocionó ver lo frágil que es la salud mental y la importancia que tiene en nuestra vida diaria. El acoso mediático al que Britney Spears fue sometida durante toda su juventud, adolescencia y vida adulta hizo que desarrollara problemas psiquiátricos graves.

En el historial de Britney hay varios intentos de quitarse la vida debido a la presión de sentirse ahogada en una vida expuesta al gran público en el que la prensa no ha tenido escrúpulos con su imagen ni ha respetado la distancia a pesar de los síntomas de alarma que daba su estado mental.

Para muestra, el día que Britney se rapó el pelo de la cabeza y se lió a paraguazos con unos paparazzi que la acechaban en plena noche mientras la mayoría de medios de comunicación se mofaban a su costa.

Además de esto, Brit habría sufrido también malos tratos a manos de su actual novio, Jason Trawick. El pasado año Jason Alexander, exmarido de Spears, grabó una conversación telefónica que luego se filtró a los medios en la que la cantante aseguraba ser víctima de golpes y palizas.

Alexander explicó a la prensa que Trawick “le pegó tan fuerte a Britney que le puso el ojo morado y no pudo salir de casa en una semana”.

El movimiento #FreeBritney lucha para que la artista consiga su independencia económica y es que el hecho de sus ingresos en clínicas de salud mental y la pérdida de la custodia de sus hijos han hecho que su tutor legal (el que maneja sus finanzas) sea James Spears, su padre a pesar de tener ella 39 años.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.
Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Repasando la historia de Britney es sencillo encontrar muchas similitudes con el desgarrador testimonio que Rocío Carrasco ofreció en su serie documental “Rocío: contar la verdad para seguir viva”.

Precisamente el título viene del intento de quitarse la vida de la hija de Rocío Jurado en agosto de 2019 debido según relató, igual que en el caso de Spears, a años de acoso por parte de la prensa y de su exmarido, Antonio David Flores.

Rociíto nació siendo personaje por ser hija de una artista muy famosa en España y los periodistas la persiguieron desde bien joven en sus primeros amoríos, la polémica del presunto robo de Antonio Da y, sobre todo, durante su divorcio y la mala relación que se generó con sus hijos.

A pesar de las intentonas de provocación por parte de su ex, Rocío se ha mantenido 25 años callada pero, ¿a cambio de qué? de comprometer gravemente su salud mental. Carrasco lleva todos estos años en “fuerte tratamiento psiquiátrico” como ella misma cuenta en el documental.

Aunque ahora ha juntado fuerzas para alzar la voz y hacer escuchar su verdad en la que asegura ser víctima de maltrato a manos de su exmarido, no significa que su salud mental haya sido completamente restaurada y es que el trauma de perder a sus dos hijos en vida, no deja de atormentarla.

Los padres de Britney eligieron para ella una vida de fama y exposición sin tener en cuenta las terribles consecuencias que esto podía conllevar y lo mismo pasó con Rocío quien, a pesar de la protección materna, acabó siendo expuesta y acusada de ‘mala madre’ y de ‘abandonar a sus hijos’ en un sinfín de ocasiones.

A día de hoy Britney está cada vez más cerca a nivel judicial de conseguir su independencia financiera y ser, al fin, libre para vivir su vida adulta sin rendirle cuentas a nadie.

Rocío, por su parte, ha encontrado cierta liberación al contar su vida en televisión pero su lucha en los juzgados podría retomarse dado que Antonio David no ha sido condenado y el caso podría reabrirse tras este revuelo mediático creado.

Sea como sea, ambas son mujeres con enormes traumas causados por sus vivencias amorosas, el acoso de los medios de comunicación y, en definitiva, una vida que no han podido vivir a su manera dado que siempre ha estado bajo el foco de la opinión de mucha otra gente que juzga sin ni siquiera conocerlas.

Más historias que te pueden interesar

Britney Spears: un juez decide que el patrimonio de la princesa del pop siga siendo administrado por una empresa privada y su padre

Rocío Carrasco deja a su hija Rocío Flores tocada y hundida

Rocío Carrasco ‘se vende’ a Telecinco hablando de su vida en el canal que la ha atacado durante años