Boris Izaguirre deja una lección del copón a ‘Los miedos de...’

·4 min de lectura

Este lunes 6 de junio, Cuatro despedía la primera temporada de su programa Los miedos de… En este formato, famosos procedentes del mundo de la farándula, la política o el corazón se enfrentaban a algunas de sus fobias con el fin de superarlas. Uno de los invitados de esta última entrega fue Boris Izaguirre, y el venezolano se mostró como una revelación en el programa, un soplo de aire fresco para el formato y dejó una lección muy importante de cara al futuro. Y es que nada mejor en televisión que ser auténtico y ser uno mismo para conectar con el espectador.

En televisión es muy habitual que se contrate un famoso para un determinado formato, y después se busque qué hacer con él. Es la magia de este medio de comunicación, en la que no todo es lo que parece. Por ejemplo, muchas veces, cuando una celebridad va a espacio como Déjate querer, Volverte a ver, o similares, no es porque alguien haya escrito al programa para darle una sorpresa: primero se firma con la celebridad, y el equipo del programa se dedicará entonces a buscarle una situación en la que encaje.

Con Los miedos de… ha ocurrido algo en esta misma línea. Primero se ha buscado al famoso, y luego, el equipo del programa han buceado en su historia personal hasta encontrar a qué fobia (real o presunta) podría enfrentarse, siempre buscando el show televisivo. Eso le ha restado muchísima autenticidad al formato, pues se notaba que muchas veces el pánico era impostado, o que no lo era tanto.

La cosa ha rozado el absurdo con el caso de Loles León, que ha participado dos veces. Anoche, sin ir más lejos, ella quería superar su miedo a… hablar inglés. Mientras otros tienen miedo a la muerte, a las alturas o similares, la actriz que interpretó a Paloma Cuesta en Aquí no hay quien viva decía tener miedo a defenderse en una lengua foránea. ¿Qué clase de miedo es ese, por el amor de Dios? No podía resultar más artificial, rozando el absurdo.

MADRID, ESPAÑA - 30 DE NOVIEMBRE: La celebridad española Boris Izaguirre asiste a la Gala 'Vanity Fair Personality Of The Year' donde el cantante español Raphael es honrado en el Teatro Real el 30 de noviembre de 2021 en Madrid, España. (Foto de Aldara Zarraoa/Getty Images)
MADRID, ESPAÑA - 30 DE NOVIEMBRE: La celebridad española Boris Izaguirre asiste a la Gala 'Vanity Fair Personality Of The Year' donde el cantante español Raphael es honrado en el Teatro Real el 30 de noviembre de 2021 en Madrid, España. (Foto de Aldara Zarraoa/Getty Images)

Sin embargo, en la misma entrega, nos encontrábamos al venezolanoBoris Izaguirre, uno de los profesionales más polivalentes de nuestra televisión. En su caso, su pánico estaba relacionado con el fuego, y tiene una explicación muy lógica, más allá del “es que lo paso mal” que daban otras celebridades. En su caso, Boris se remontó hasta el año 2007, cuando acudió como invitado al programa El Hormiguero, que entonces se emitía en Cuatro, antes de dar el salto a Antena 3. En aquella época estaba de colaborador del magacín el cómico Flipy, que hacía experimentos científicos, y el que realizó con Boris tenía el fuego como elemento fundamental, y la cosa salió mal.

Al llevarme las manos a la frente, me quemé. Me quemé completamente la circunferencia del pelo. Todo el mundo decía que no había pasado nada, pero yo tenía el olor y el dolor, quemaduras”, narró Boris, en un relato con el que era imposible no conectar. Según sus palabras, él ya sentía respeto por el fuego (desde que vio El coloso en llamas, asegura), pero esa situación hizo que el pánico en cuestión se incrementase.

Para superar el mismo, Boris dejó (no sin cierto drama)que un peluquero le cortase el pelo con un soplete, le enseñaron a manejar un extintor en un parque de bomberos, y por último, le prendió fuego a un especialista y luego tuvo que apagar las llamas él mismo. Veíamos un Boris muy real, y eso que el que fuese colaborador de Crónicas Marcianas es un maestro en eso de hacer un teatroen cada una de sus intervenciones en la pequeña pantalla.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

Su comportamiento da un mensaje muy claro a todas las cadenas de televisión, y es que para que un formato de estas características funciones hay que apostar por la autenticidad. Quizá pueda resultar divertido ver a Carlos Sobera superando su miedo a las turbulencias subido a una atracción de feria para niños, o a Melody comiendo saltamontes para vencer su fobia a estos insectos, pero falta un punto de verdad, de la que conecta con el corazón del espectador.

De momento, Mediaset ha cerrado la primera temporada deLos miedos de… con una media de 434.000 espectadores y un 4% de share, un dato bastante discreto, lo que hace difícil imaginar su renovación, ya que está por debajo de la media de la cadena (4,9 puntos en mayo). Sin embargo, sí que podrían estudiar una nueva temporada si siguen un camino mucho más auténtico, sin teatros, con famosos que de verdad tengan un miedo que superar, y no que solo tengan un contrato firmado al que haya que darle pasaporte de cualquier manera.

Más historias que podrían interesarte:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente