¿Por qué cada vez nacen más niños prematuros?

En España, uno de cada 13 niños nace antes de las 37 semanas de gestación, siendo ésta la causa del 75 por ciento de ingresos de neonatos en los hospitales de nuestro país. Pero, ¿por qué nacen cada vez más bebés prematuros?

¿Por qué cada vez nacen más niños prematuros?
¿Por qué cada vez nacen más niños prematuros?


Más de 15 millones de bebés nacen prematuramente en el mundo (30.000 lo hacen en España) y más de un millón muere por complicaciones derivadas de ese tipo de partos, señala un estudio que alerta del aumento de la tasa de prematuros.

El retraso de la edad de la maternidad y el incremento del uso de técnicas de fertilización son algunos de los factores que han provocado este importante incremento en el número de niños prematuros durante las dos últimas décadas. Aunque otras posibles razones serían las técnicas de reproducción asistida, los partos múltiples, el estrés laboral y los problemas de salud maternales.

[Relacionado: ¿Lactancia materna o biberón?]

Este aumento, del que aún se desconocen las causas reales, está generando un clima alarmista y de preocupación entre los expertos internacionales. Y es que el hecho de que la prematuridad sea algo cada vez más frecuente no es motivo para quitarle importancia. Un prematuro es un bebé todavía inmaduro que no ha completado el desarrollo de sus órganos, por lo que es preciso hacerle un seguimiento de cara a prevenir posibles secuelas.

Las complicaciones en estos niños empiezan inmediatamente después del parto, siendo frecuente “la necesidad de ventilación mecánica por el distress respiratorio, los problemas digestivos que hacen más complicada la alimentación, la dificultad de termorregulación o la hipoglucemia (bajadas de azúcar)", explica la Dra. Pilar García, vocal de la Sociedad Española de Neonatología integrada en la Asociación Española de Pediatría (AEP).

Sin embargo, lo cierto es que los avances en el tratamiento prenatal y posnatal, así como en el farmacológico y en las nuevas tecnologías, han permitido mejorar las posibilidades de sobrevivir y evitar muchas de las secuelas en los bebés.

Actualmente, “la supervivencia de los bebés prematuros nacidos en la semana 26 es superior al 80 por ciento, mientras que por encima de la semana 28 es del 90 por cierto”, recuerda la Dra. García, que también destaca que estos bebés pesan menos de 1 kg.

Pero hay secuelas, como en los prematuros tardíos (nacidos entre la semana 34 y 36 y que suponen el 70 por ciento de los casos), cuyas alteraciones en el desarrollo aparecen en la edad escolar con mayor frecuencia que en niños nacidos a término. "Por ello, son importantes los programas de seguimiento y los controles clínicos que permitan detectar precozmente cualquiera de las dificultades", subraya la experta.

[También te puede interesar: La alergia infantil a la proteína de leche de vaca]

Por otro lado, tanto el parto prematuro como sus consecuencias suponen una causa de estrés muy importante para los padres, que encuentran un apoyo en otros progenitores que han pasado por lo mismo.

Entre los progresos más importantes destacan las evidencias del beneficio que tiene humanizar el entorno en el que están los bebés, así como que los padres sean partícipes del desarrollo del niño. “El vínculo con el bebé hay que crearlo desde el primer momento y los padres deben saber que son útiles para sus hijos. Además, supone parte de la integración psicológica de la situación”, subraya la vocal de la Sociedad Española de Neonatología.

En este sentido, la incorporación de las técnicas de cuidados centrados en el desarrollo y en la familia refuerzan el vínculo entre padres y bebé, además de suponer un beneficio destacable en el desarrollo neurológico del niño prematuro. Por ejemplo, en las unidades de neonatología se intenta tener siempre cerca a los padres y reproducir una situación ambiental atendiendo especialmente a los cuidados posturales, siempre con la mínima manipulación, actuando sobre el dolor y cuidando las medidas de confort.

Evitar la luz y el ruido, intervenciones todas ellas que ayudan a favorecer el neurodesarrollo del bebé, y promover la lactancia materna con el método canguro (contacto piel con piel), son algunas de las medidas que suelen ponerse en práctica.

[Además: "Baño a mi bebé solo una vez por semana"]

Para prestar apoyo, encontrar soluciones y mejorar los cuidados de los bebés prematuros nace la Federación Nacional de Asociaciones de Prematuros, una iniciativa de la unión de las Asociaciones de padres de niños prematuros que además cuenta con la colaboración de la Sociedad Española de Neonatología y de la Asociación Española de Pediatría (AEP).

Con la misión de que los niños prematuros y sus familias puedan contar con los derechos oportunos para prevenir y resolver de manera óptima este problema y sus consecuencias, el primer proyecto será la elaboración de un “mapa de recursos” que permita identificar las necesidades de los niños y sus familias para poder garantizar la igualdad de oportunidades a nivel nacional.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente