Jennifer Garner luce tipazo dos meses después de dar a luz

Cine 54
Información confidencial

Parece que las famosas están hechas de otra pasta: tienen hijos y enseguida recuperan la figura. Un ejemplo es Jennifer Garner, la mujer de Ben Affleck, que dejó atónitos a los fotógrafos en su reaparición. A juzgar por las fotos, nadie diría que el pasado mes de febrero dio a luz a su tercer retoño, Samuel.

Con un vestido en tono nude de la firma Dolce & Gabbana y unos altísimos zapatos de tacón, Jennifer brilló en la presentación de su nueva película, 'La vida extraña de Timothy Green', que tuvo lugar en el Hotel Cesars Palace de Las Vegas en el marco del CinemaCon.

Chicas, voy a daros más envidia. La semana pasada la Garner cumplió 40 primaveras y hasta donde servidor sabe no ha sucumbido a la cirugía estética. Si lo suyo es obra de la genética, le ha tocado la lotería.

[Relacionado: ¿Cuánto durará el matrimonio de Jennifer y Ben?]
[Y además... Affleck estuvo en rehabilitación]

Sobre su pequeño Samuel, Jennifer revelaba a 'People': "Estamos muy emocionados de tener un hombrecito en la familia y sus hermanas (Violet Anne, de seis años, y Seraphina Rose, de tres) ya le quieren mucho".

Os recuerdo que la actriz se quedó embarazada por tercera vez por petición expresa de su marido, que estaba empeñado en ser padre de un varón. Espero que ahora, al menos, tenga el detalle de cambiarle los pañales y sacarle de paseo al parque.

La actriz es un ejemplo a seguir para muchas ya que ha logrado compaginar a la perfección su exitosa carrera y su vida familiar. En su día fue nombrada por la revista 'Glamour' como "Mujer del Año" y en el CinemaCon también han reconocido su valía al otorgarle el premio a la "Estrella Femenina del Año".

No es de extrañar que siempre esté tan sonriente. Ojalá la felicidad le dure mucho, ¡se lo merece! ¿Es posible estar tan guapa como Jennifer tan solo dos meses después de ser madre? ¿Qué método diríais que ha seguido? ¡Dejadnos vuestros comentarios!