La Biblioteca Nacional dinamizará la Casona de Tudanca como centro cultural

·3 min de lectura

Santander, 14 sep (EFE).- La Biblioteca Nacional colaborará con el Gobierno de Cantabria en la dinamización de la que fuera vivienda habitual del escritor José María de Cossío, la Casona de Tudanca, que ha sido rehabilitada y que la Consejería de Cultura quiere convertir en un centro cultural, de pensamiento y de opinión.

Esa es una de las colaboraciones que incluye el protocolo suscrito este martes entre la directora de la Biblioteca Nacional de España, Ana María Santos, y el vicepresidente cántabro y consejero de Cultura, Pablo Zuloaga.

El acuerdo permitirá el desarrollo, entre ambas instituciones, de actividades y proyectos culturales comunes, dentro del objetivo compartido de descentralizar la acción cultural, según ha explicado Zuloaga en un comunicado remitido por el Gobierno regional.

La Casona de Tudanca fue, como residencia de Cossío, centro de reunión de los más importantes escritores de la época del literato cántabro, entre ellos Miguel de Unamuno, Gerardo Diego, Miguel Hernández o Concepción Arenal.

Pablo Zuloaga ha recordado que la Casona de Tudanca cuenta desde marzo con un plan estratégico para que el edificio, que es un museo-biblioteca dependiente del Gobierno cántabro, se convierta en un “referente nacional e internacional de primer nivel”.

“Vamos a colaborar en todo lo que podamos para dar contenido riguroso y continuado para que ese centro de cultura, pensamiento y de intercambio de opiniones, que fue en su momento, pueda otra vez resurgir”, ha asegurado tras la reunión la directora de la Biblioteca Nacional Ana María Santos, según ha informado el Gobierno cántabro.

EXPOSICIÓN BEATO EN LA BIBLIOTECA

Otra de las colaboraciones incluidas en el protocolo suscrito en la sede de la Biblioteca Nacional está dirigida a la exposición sobre el Beato de Liébana, que ha proyectado el centro cultural nacional.

Cantabria va a participar en esa muestra a través del Centro de Estudios Lebaniegos, para incrementar el activo cultural de Liébana, donde se encuentra el Monasterio de Santo Toribio, un lugar Santo, en el que vivió y desarrolló la mayor parte de su obra el Beato y en el que se encuentra el mayor trozo de la cruz de Cristo, el Lignum Crucis.

CENTENARIO DE JOSÉ HIERRO

También la Biblioteca Nacional y el Gobierno de Cantabria van a colaborar en 2022 de cara al centenario del nacimiento del poeta José Hierro.

La Biblioteca Nacional prepara una exposición con los fondos que tiene vinculados al escritor y se buscarán fórmulas que posibiliten el traslado de la muestra para que llegue a Cantabria.

EXPOSICIÓN DEL MARQUÉS DE SANTILLANA

Además, se va a estudiar la posibilidad de que la exposición que la Biblioteca Nacional va a poner en marcha el próximo año, junto al Museo del Prado, sobre el Marqués de Santillana pueda recorrer diferentes puntos de la geografía cántabra.

Zuloaga ha resaltado la importancia de descentralizar la acción cultural y ha opinado que esta colaboración “es el primer paso de muchos que nos quedan por delante”.

“Lo que está en Madrid no es de Madrid, es de toda la sociedad española, y todos debemos encontrar espacios comunes de identificación cultural”, ha dicho la directora de la Biblioteca Nacional, según asegura el Gobierno cántabro.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente