Benín expone obras de 34 de sus artistas en Rabat

Rabat, 17 ene (EFE).- Un total de 34 artistas benineses exponen en Rabat a partir de este miércoles sus obras en pintura, escultura y fotografía en una muestra inédita, que refleja la apuesta de Benín por la cultura como uno de los ejes de su economía.

Los visitantes de esta exposición que alberga el Museo Mohamed VI de Arte Moderno durante cinco meses pueden descubrir trabajos del escultor Kiffouli Dossou (45 años) como "el bosque" (madera, 2016) y "la Reina y su Séquito" (arcilla cocida, 2018).

Asimismo, exhibe cuadros de destacados pintores benineses, como el veterano Julien Sinzogan que expone obras como "Reverencia" (acrílico sobre tela, 2021) y "Epifanía" (óleo sobre tela, 2021).

La exhibición se celebró por primera vez el año pasado en el palacio presidencial de la Marina en Cotonú, la mayor ciudad de Benín, y durante sus setenta días fue visitada por más de 220.000 personas, entre ellas turistas procedentes de 18 países.

La exposición original incluía una selección de 26 piezas de antigüedades benineses denominadas "tesoros reales" y que fueron recuperadas en 2021 de Francia, la antigua potencia colonial, tras 160 años en el exilio.

Estas antigüedades, como el trono del rey Gezo que gobernó el actual Benín entre 1818 y 1858, no figuran en la exposición de Rabat, pero los organizadores proponen a los visitantes descubrirlas a través de una proyección de vídeo.

La cinta cuenta los momentos más importantes de la lucha diplomática llevada a cabo por Benín desde 2016 para recuperar estas piezas del Museo Quai Branly Jaques Chirac, en París, donde se encontraban.

La exposición refleja una "continuidad de tres siglos de creatividad", según una nota del ministro beninés de Cultura y Turismo, Jean-Michel Abimola, distribuida en Rabat en la víspera de la apertura de la exposición al gran público.

"Si las obras patrimoniales cuentan la historia de los reyes y de las diferentes herramientas que les permitieron construir sus poderes políticos y espirituales, las producciones contemporáneas pretenden forjar la epopeya de la modernidad", precisa Abimola.

El ministro participó este martes en la presentación a los medios de la exposición, organizada bajo titulo "El arte de Benín: desde la restitución a la revelación".

Señaló que ante la escasez de los recursos naturales en su país, Benín ha apostado en los últimos años por la cultura para convertirla en la locomotora de la economía nacional.

Su país, precisó, ha invertido alrededor de 2.000 millones de euros para desarrollar la industria cultural en los próximos diez años.

Después de Marruecos, la exposición se trasladará a París."La cultura es esencial en las relaciones sur-sur. Tras construirlo en nuestro continente y que lo vean nuestras poblaciones primero, el arte puede luego salir al exterior", dijo durante la presentación Mehdi Qotbi, presidente de la Fundación Nacional de Museos de Marruecos (FNM).

(c) Agencia EFE