Belén Esteban se enfrenta a una prueba de fuego inimaginable años atrás

·5 min de lectura

Por Miguel Ángel Pizarro.- Belén Esteban protagoniza su regreso televisivo esta noche en Viernes Deluxe, tres meses después de la accidental caída que la llevó a pasar por quirófano y a una posterior rehabilitación. La de Paracuellos ha ido preparando su retorno (ya convertido en todo un evento) con una entrevista en exclusiva para la revista Semana y enseñando su vuelta a la normalidad en redes sociales a través de fotografías con Pedro Almodóvar y Rosalía en el concierto de la cantante en Madrid.

Sin embargo, su vuelta televisiva no deja de poner a prueba hasta qué punto la colaboradora sigue siendo un reclamo para la audiencia del prime time.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un vídeo de Twitter no disponible por tus preferencias de privacidad

En teoría, si lo viéramos con los ojos del pasado podríamos pensar que se avecina un ‘Belenazo’. Porque trece años después de que se acuñase la palabra, allá por 2009, las entrevistas en exclusiva de la tertuliana siempre fueron eventos en sí mismos con buenos datos de audiencia. A través de declaraciones reveladoras o frases para el recuerdo viral, Esteban demostraba que seguía siendo la Princesa del Pueblo, congregando a buena parte del público ante la pantalla de Mediaset.

Sin embargo, ¿siguen siendo efectivos los ‘Belenazos’? Sus entrevistas prácticamente nunca han fallado, demostrando por qué es una de las pocas figuras televisivas que ha logrado trascender. Pero no debemos olvidar un hecho muy importante, y es que las audiencias de Telecinco no son las que eran y la pregunta de si Esteban sigue teniendo tanto poder de convocatoria.

No es un miedo irracional. Por ejemplo, uno de los últimos ‘Belenazos’ fue el pasado sábado 22 de enero. La tertuliana acudió a Sábado Deluxe tras haberse sometido al polígrafo. Sí, el programa presentado por Jorge Javier Vázquez logró convertirse en líder de la noche de ese sábado. Sin embargo, sus resultados estuvieron muy lejos de lo que se considera un ‘Belenazo’. Ese día, el programa tuvo un 14,9% de share y una media de 1.512.000 espectadores. Superó a La Voz Senior, pero eso no impidió que el talent-show llegase a mejorar sus datos de audiencia incluso.

Esos datos quedan lejos de lo que se considera un ‘Belenazo’. El primero de ellos como tal llegó en septiembre de 2009, cuando la de Paracuellos acudió al Deluxe para hablar de la crisis que tuvo con su primer marido, Fran Álvarez. El resultado fue un magnífico 23,3% de share y 2.685.000 espectadores. Su récord en términos de share lo logró en diciembre de ese mismo año con un 26% de share, que se tradujo en 3.147.000 espectadores y en el que habló de su operación de nariz. En términos absolutos de número de espectadores, fue el ‘Belenazo’ de febrero de 2011, cuando se enfrentó al polígrafo, el que más público congregó, 3.386.000 espectadores, aunque tuvo una media del 25,2% de share.

Lo cierto es que en los últimos años, el ‘Belenazo’ se ha ido adaptando a la nueva realidad televisiva. La excepción fue en 2019, cuando pudo verse que el poder de convocatoria de la de Paracuellos excedía de la propia entrevista en el Deluxe, pues Telecinco armó toda su parrilla televisiva del sábado 22 de junio en torno a su boda con su adorado Miguel. El resultado fue un magnífico día para Telecinco, que lideró holgadamente el día con un 17,9% de share, dato muy superior a Antena 3, que se quedó en segundo lugar con un 9,1%. Todos los programas que cubrieron la boda hicieron datos récord, como Socialité, que obtuvo un 16,6% de share y más de 1,3 millones de espectadores; mientras que Viva la vida obtuvo un brillante 20,8% de share superó los 2,1 millones de televidentes y el ‘Belenazo’ definitivo llegó con Sábado Deluxe, que destacó con un 23,5% de share y más de dos millones de espectadores.

Pero, quitando un acontecimiento tan importante como el de su boda, los últimos ‘Belenazos’ no han brillado tanto. Por ejemplo, en junio de 2020, la tertuliana volvía a plató tras estar tres meses confinada por la pandemia del COVID-19. Fue líder indiscutible de la noche, cierto, pero con un 17,2% de share y 1.824.000 televidentes. En febrero de 2021, en una nueva guerra entre Esteban y María José Campanario, Sábado Deluxe volvió a liderar, pero con un 18,4% de share y 2.219.000 espectadores. A ello hay que sumarle el intento de Mediaset por recuperar audiencia en Sálvame Naranja creándole un propio espacio, Lo de Belén, un talk-show a lo El diario de Patricia que no llegó a cuajar.

De ahí, que tenga ciertas dudas sobre si, en esta ocasión, Belén Esteban logrará un mayor poder de convocatoria.Cierto es que hay grandes diferencias respecto al anterior ‘Belenazo’. Primero, la colaboradora lleva tres meses fuera de pantalla por un terrible accidente en Sálvame. Mientras intentaba imitar un juego de Supervivientes, la de Paracuellos se cayó y se rompió la tibia, el peroné y los huesos de unión del empeine. Sin duda, una terrible desgracia y es precisamente esta enorme diferente respecto al ‘Belenazo’ anterior lo que puede provocar que la tertuliana sí que logre atraer más audiencia.

Habrá que ver si la resurrección de Belén Esteban demuestra que sigue siendo la reina de corazones y que su título de Princesa del Pueblo sigue intacto. A priori, tiene todos los ingredientes para arrasar en audiencias, puesto que sus mejores datos han sido, precisamente, sus come-backs tras estar mucho tiempo apartada de las cámaras. Sin embargo, habrá que ver cuánto poder de convocatoria sigue teniendo, si los ‘Belenazos’ se han adaptado a la nueva realidad televisiva o si ya el concepto pasa a mejor historia y significa un cierre de ciclo.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente