Azra se reencuentra con Mert en ‘No sueltes mi mano’

Por Telenovela
Photo credit: No sueltes mi mano

From Diez Minutos

Mesut siente mucha rabia tras pasar su primera noche fuera de casa y busca a Sumru: “Destruiste mi matrimonio. Mandaste a Hulya con Cetin”. Y en tono amenazante añade: “Habla con mi esposa y dile que todo es mentira. De lo contrario te crearé muchos problemas. Iré con la familia Çelen y les contaré tu pasado”. Horas después, se reúne con Hulya y no tiene más opción que ofrecerle ser socias para ganarse su confianza. “Estoy muy decepcionada con él. Y también contigo”, manifiesta la mujer.

Feride examina todos los documentos de Azmi

Feride se presenta sin avisar en la empresa y exige a Azmi que le enseñe todas las facturas de las últimas semanas, además del poder que le firmó Serap. Una chica llamada Ece llega a la mansión Çelen en busca de Cenk, pero él no está y es Serap quien la recibe. “Soy una amiga de Estados Unidos. Volví hace unos meses y quiero darle una sorpresa”, se presenta. La señora se muestra muy amable y le da la dirección del restaurante.

Sin embargo, cuando se dirige hacia allí su hermano la telefonea: ¿Por qué sales sin avisar? ¿Quieres volver al hospital? ¿Tomaste tus pastillas?”, le cuestiona él. La joven, sustada, le pide perdón y regresa a casa. Quien también recibe una inquietante llamada es Sumru: “¿Cómo está mi esposa favorita?”.

Pocos minutos después, tocan a la puerta y se queda inmóvil al ver a Burhan. “No sabes lo que he esperado este día. Me culpaste siendo inocente, pero conseguí una reducción de condena”. Y prosigue: “Quiero que le digas a Cansu que su padre no está muerto”.

Ece vuelve a buscar a Çelen y acude al restaurante, pero mientras lo espera llega su hermano: “No puedes salir sola, todavía no estás recuperada”. Ella accede a irse, pero antes alcanza a dejar una carta. Pasadas unas horas, aparece muerta y su hermano clama venganza: “Volveré a ese restaurante y apuntaré con un arma a Cenk”.

Ajeno a esto, el joven recibe unas fotos de Arda y al ver que el niño con quien va a tocar es Mert, lleva a Azra. Muy emocionada, esta corre a abrazarlo, pero el pequeño la rechaza. “No te quiero. Vete”. En cambio, busca refugio en Sumru, que también está allí.