Auge y caída de Tequila, el grupo que "desvirgó a España"

·4 min de lectura

Marina Estévez Torreblanca

San Sebastián, 19 sep (EFE).- Cuando Ariel Rot y Alejo Stivel llegaron desde Argentina a Madrid en 1976 estaban a punto de fundar el grupo de rock que "desvirgó a España", en palabras del director del documental "Tequila. Sexo, drogas y rock and roll". "Después todos tuvimos que reconstruirnos", confiesa a Efe el cantante.

La película, que se presenta hoy en el Festival de San Sebastián, muestra el auge y caída del quinteto que en solo cuatro años grabó una sucesión de éxitos que han pasado a convertirse en "historia de España" como "Salta!!!", "Dime que me quieres" o "Rock and Roll en la plaza del pueblo", dice el cineasta Álvaro Longoria en una entrevista junto a Stivel (voz) y Rot (guitarra) en el Hotel María Cristina.

Los dos cerebros del grupo -que formaron junto a los españoles Julián Infante, Felipe Lipe y Manolo Iglesias- no siempre coinciden en su visión de lo que ocurrió en aquellos frenéticos días entre 1976 y 1982 en los que inauguraron el fenómeno fan en España con conciertos multitudinarios en los que las "grupies" les lanzaban ropa interior.

"De repente nos convertimos en un suceso", recuerda Rot. Pero Stivel asegura que los dos ya sabían que iban "a arrasar, a hacer algo grande".

Los padres de Alejandro Stivelberg Katz (Argentina, 1959) y Ariel Eduardo Rotenberg Gutkin (Buenos Aires, 1960) se conocieron antes de que ellos nacieran, al coincidir en la Sociedad Hebraica Argentina, un club deportivo y cultural en el que sintonizaron por sus inquietudes intelectuales, artísticas y políticas. También por ser hijos de inmigrantes ucranianos que habían huido de la pobreza y el antisemitismo.

Amigos desde la infancia, con una capacidad musical excepcional, fascinados por los Rolling Stones y con pocas ganas de estudiar, Alejo y Ariel pronto se dedicaron a componer y tocar y adoptaron un estilo de vestir sofisticado y extravagante: "Tuvimos una actitud que nos ayudó a explotar, transmitíamos que éramos unas rock stars", dice Alejo. Esta pose les distinguía incluso en Argentina, un país que en la época estaba mucho más avanzado en sus costumbres que España.

Cuando el general Videla dio un golpe de estado en 1976 sus familias decidieron coger un barco y llegaron a un país que a su vez acababa de dejar atrás cuarenta años de dictadura. "Hicimos un enroque, cuando empezaba la época dura allí, aquí estaba acabando", relatan.

"Madrid nos parecía muy pueblerina, pero seleccionamos a los más espabilados, que nos enseñaron lo que era la calle madrileña", describe Ariel Rot en recuerdo del resto de los miembros del grupo, de los que solo ha sobrevivido Felipe, ya que todos los componentes de Tequila acabaron enganchados a la heroína, y acabó con la vida de Julián y Manolo.

Rot asegura que eran un grupo "poco jerárquico", aunque esa no es la impresión que se desprende en ocasiones del documental, en el que también participa su hermana, la actriz Cecilia Roth.

Se confiesa sorprendido por la descripción de aquellos años que hace Felipe, su bajista, que ahora vive de una pensión de invalidez, y relata algunos hechos con resquemor.

En concreto, habla de cuando dejaron de repartir entre todos los miembros de la banda los derechos de autor y empezaron a cobrarlos solo los creadores (Alejo, Ariel y Julián), algo que supuso un cambio en el ambiente de camaradería y desenfreno que caracterizó sus primeros momentos.

"Ahí me perdí algo", dice Ariel, "él siempre fue un poco a su bola y después se fue apartando, o le fuimos apartando, pero nunca hubo una división entre los argentinos y los españoles", remarca sobre la opinión de Felipe. "Una mala gestión del destino", resume el músico que después fundó Los Rodríguez junto a Andrés Calamaro, y que dice no arrepentirse de haber liquidado a Tequila.

Cuando acabó el grupo, cuando solo tenían 23 años, "empezó la vida real después de vivir una novela", continúa Ariel. "Todos tuvimos que reconstruirnos", coincide Alejo Stivel, que ha trabajado estos años sobre todo como productor de artistas como Joaquín Sabina, La Oreja de Van Gogh o El Canto del Loco, además de sacar dos discos en solitario.

"La historia de Tequila es una serie de demasiados: demasiado jóvenes, demasiada droga, demasiado éxito. No los cuidaron", describe Cecilia Roth en este documental hecho por un director que confiesa haber querido plasmar la historia real de un grupo que le fascinaba, y que cumplió de cabo a rabo el tópico de "sexo, drogas y rock and roll".

(c) Agencia EFE