¡Atención chocolate-adictos! Tomar este dulce para desayunar puede ayudarte a perder peso

Tomarlo a primera hora del día evitará que caigas en la tentación más tarde

image

Cuando nos ponemos ‘a plan’ solemos prohibirnos una serie de alimentos porque creemos que es la mejor manera de acelerar la pérdida de peso. Sin embargo esta costumbre podría resultar contraproducente en nuestra lucha contra la báscula.

Es más, permitirnos un pequeño capricho gastronómico podría ayudarnos a luchar contra ese “hambre voraz” que nos hace perder el control de lo que comemos boicoteando nuestra dieta, o dicho de otro modo: comer dulce a primera hora del día hace que se controle con mayor facilidad la creación de ‘grelina’, la hormona responsable de gestionar la sensación de hambre.

Y es que, según ha demostrado un estudio de la Universidad de Tel Aviv: tomar dulces en un desayuno equilibrado de 600 que incorpore proteínas y carbohidratos puede ayudar a perder peso.

image

¿Sabías que un desayuno saludable también incluye algo dulce y grasas? (Foto: Getty Images)

La clave, dicen los investigadores, es ser “indulgentes” por la mañana, cuando el metabolismo corporal es más activo y somos capaces de quemar las calorías “extra” a lo largo del día.

Por el contrario, si evitamos del todo los dulces se puede crear una adicción psicológica a largo plazo. Pero añadiendo ‘postres’ al desayuno evitamos los antojos el resto del día, concluyen los científicos en la revista Steroids.

En un experimento llevado a cabo a lo largo de varias semanas con casi doscientos sujetos obesos adultos, hombres y mujeres, que debían someterse a dieta, los autores del estudio comprobaron que los que incorporaban galletas o chocolate a su primera comida del día adelgazaban más y eran capaces de mantener ese peso durante más tiempo.

En concreto, mientras la mitad del grupo ingería una dieta baja en carbohidratos con un desayuno de solo 300 calorías, la otra mitad de los participantes desayunaba un total de 600 calorías, con alimentos ricos en proteínas y carbohidratos, incluyendo un trozo de pastel de chocolate.

image

Las posturas radicales tipo “tengo prohibido el chocolate” hacen que tu dieta no funcione. Foto: (Getty Images)

Aunque al principio todos perdían el mismo peso, a la larga (en 32 semanas) el segundo grupo perdió una media de 18 kilos más.

“El desayuno es la comida que más eficientemente y el momento perfecto para intentar ‘engañar’ al organismo. Un desayuno completo y equilibrado nos ayuda a controla los niveles de grelina, la hormona responsable del hambre voraz”, explica Daniela Jakubowicz, coautora del trabajo.

Aunque en todos los regímenes de adelgazamiento se aconseja evitar el consumo de dulces para perder peso, los investigadores israelíes señalan que eso no es necesario en el desayuno. Es más, suprimirlos por completo aumenta los deseos de ingerir este tipo de alimentos.

El mejor modo de evitar los atracones es darse un capricho en el desayuno. (Foto: Getty Images)

Pero ¡ojo! Que no vale todo. Si vas a incluir dulces en tu desayuno, que no sea bollería industrial. Las recetas caseras son mucho más ‘healthy’, y si eliges chocolate, cuanto más puro sea mejor. Por último, recuerda que para que realmente sea un desayuno equilibrado debe incluir fruta, lácteos e hidratos.

También te puede interesar:

¿Tomas tres raciones diarias de cereales integrales?

Legumbres: la asignatura pendiente en nuestra dieta

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente