Ana Rosa Quintana se despacha con la despedida de Pablo Iglesias

·6 min de lectura

Pablo Iglesias, el cabeza de lista de Unidas Podemos en las elecciones de Madrid anunció durante la noche del martes que abandona todos los cargos institucionales en política. Pese a mejorar tres diputados respecto a 2019, el secretario general de la formación morada se retira tras la victoria de Isabel Díaz Ayuso. El exvicepresidente además llevaba tiempo cansado de las protestas diarias ante su casa.

En este contexto, Ana Rosa Quintana ha arrancado el programa matinal que lidera en Telecinco analizando la marcha de la vida política de Pablo Iglesias tras los resultados de las elecciones madrileñas. Y lo más significativo es que la presentadora no se ha mordido la lengua dándole varios palos en su último editorial. Algo que, por otra parte, no es nada nuevo ya que la periodista no ha dejado de cargar contra la figura del candidato en las últimas semanas en un constante tira y afloja entre ambos.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

En las elecciones del 4 de mayo en la Comunidad de Madrid Isabel Díaz Ayuso ha arrasado en las urnas, el PSOE ha quedado muy debilitado, Más Madrid ha ocupado el espacio dejado por los socialistas y Ciudadanos está al borde de la desaparición. Ahora bien, si hay un anuncio que ha despertado multitud de reacciones es el adiós de Pablo Iglesias a la política tras los malos resultados de Unidas Podemos.

Aprovechando esta resaca electoral Ana Rosa Quintana ha arrancado el programa matinal de Telecinco con un discurso en el que ha abordado la dimisión de Pablo Iglesias. "Edmundo Bal fue el otro huérfano del cuento de ayer. Convertido en Pulgarcito, más pequeño que nunca, tampoco tuvo el apoyo público de su madrina política, Inés Arrimadas. Intentó que no se votara con una cadena de mociones de censura que comenzó en Murcia y las urnas de Madrid han convertido en zumo al partido naranja. La polarización solo ha conseguido que desaparezca el cinturón rojo de Madrid y que Más Madrid se coma al padre. Iglesias abandona la política tras el batacazo de un partido que nació al calor del 15 de mayo y que puede morir también en mayo a manos de su discípulo Errejón", ha valorado.

"El exlíder de Podemos dijo el 19 de mayo de 2020: cuando se tienen responsabilidades políticas hay que venir llorado de casa. Ahora abandona... perdón, le echan de la política, con un tono victimista, calificándose de chivo expiatorio y atacando los resultados democráticos que han salido de las urnas. Tal y como hizo Donald Trump. Al final, el lenguaje guerracivilista se ha conseguido anular. Y ha conseguido, eso sí, movilizar a la gente”, ha continuado la presentadora.

En este contexto, la presentadora madrileña se ha dirigido directamente al político en el inicio de El programa de Ana Rosa: "Señor Iglesias, ya se lo dije en una ocasión. Se fue Felipe González, y no pasó nada. Se fue Aznar, y los españoles seguimos adelante. Se fue Zapatero y Rajoy. Y ya veremos qué pasa con el actual presidente del Gobierno Ahora se va usted. Y tampoco va a pasar nada. Los ciudadanos seguiremos siendo libres y haciendo nuestras vidas. Solo le pido que cierre la puerta giratoria al salir", ha concluido la periodista en referencia a diversas informaciones que sitúan al político en el Consejo de Estado o dentro de Mediapro.

Este editorial inicial de Ana Rosa Quintana en riguroso directo resulta muy significativo porque cabe recordar que el político de izquierdas y la presentadora de Telecinco mantienen desde hace semanas un duro enfrentamiento mediático. Es decir, que la también empresaria se haya detenido especialmente en analizar el fracaso de Pablo Iglesias comparándole incluso con Donald Trump es el cierre a su guerra pública.

Y es que de un tiempo a esta parte la reina de las mañanas se ha convertido en la mayor enemiga de Podemos, siendo tendencia en Twitter día sí y día también por sus ácidos comentarios hacia la formación morada y, sobre todo, dirigidos a Pablo Iglesias. Durante todas estas semanas la presentadora ha sabido rentabilizar su giro hacia la derecha y no se ha cortado un pelo a la hora de cargar contra el político. El pasado mes de febrero el ambiente ya se notaba especialmente caldeado cuando el exvicepresidente del Gobierno reivindicó un mayor control democrático a la prensa y la comunicadora de Mediaset España estalló en pleno directo: Señor Iglesias, a mí me eligen cada día, cada hora, cada minuto porque no hay nada más democrático que el mando a distancia. Y a usted lo ha elegido como vicepresidente Pedro Sánchez. Si a nosotros no nos quisieran, no duraríamos ni un telediario, los telediarios que reclama para usted”.

Ahora bien, el momento de mayor crispación entre ambos se produjo después de que el secretario de Podemos comentara abiertamente el pasado 23 de abril que Ana Rosa Quintana se ha convertido en la portavoz mediática de la extrema derecha. Como era de esperar la presentadora no se quedó de brazos cruzados y, a los pocos días, comentó en el programa matinal de Telecinco que “fascista es el que señala al que piensa distinto, eso no es democrático. Señor Iglesias usted es un fascista. Los demás somos comunicadores, tenemos información y contamos lo que ocurra.

Un reproche a Pablo Iglesias que no acabó ahí. “Estamos quejándonos de las cosas que nos ocurren y estamos señalando a personas concretas. ¡Oiga, que yo no tengo 26 guardaespaldas! Yo vivo en Madrid, en una casa normal con mis hijos, voy al mercado, voy al parque, voy de compras, voy al médico, al centro de salud. Y yo no tengo ningún guardaespaldas y usted me está señalando y eso sí que es fascismo puro", valoró igualmente Ana Rosa Quintana.

Hay que destacar que el discurso de la periodista de 65 años tachando de fascista al candidato de Unidas Podemos a la Comunidad de Madrid tuvo sus consecuencias ya que Ana Rosa Quintana puso contra las cuerdas a su propia empresa puesto que Pablo Iglesias replicó a través de un vídeo difundido por las redes sociales, pidiendo formalmente una rectificación a Mediaset por la información ofrecida por la reina de las mañanas acerca de su competencia sobre las residencias de ancianos.“Presenta el programa con más audiencia de la mañana en España y volvía a difundir el bulo de que el responsable de las residencias de ancianos en Madrid era yo y no la señora Ayuso. Una mentira que basta leer el BOE para desmentir, pero que está detrás de las amenazas de muerte que hemos recibido mi padre, mi madre, la ministra de Igualdad y yo", crítico el político.

En definitiva, la despedida de Ana Rosa Quintana a Pablo Iglesias no ha pasado desapercibida después de que el exlíder de Podemos y la periodista hayan protagonizado un tenso enfrentamiento en esta campaña.

Más historias que te pueden interesar:

Imagen: ©Mediaset

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente