'Amar es para siempre': Fran y Raúl, unidos contra todo

·2 min de lectura

Claudio y Belinda se convierten en inesperados cupidos de sus hijos, aunque, para ello, tengan que boicotear su propia boda. El novio, viendo que su plan no funciona como habían pensado, reprende a su hijo por no involucrarse en la preparación de su boda, algo inusual en él. Mientras tanto, Cristina no encuentra impedimento para aceptar la invitación de Tony, cuando su gran amiga Penélope recibe un duro golpe: su madre ha fallecido.

Benigna y Visi dan con una película para convertirse en reinas de la radio, mientras el negocio de venta de aceite a domicilio de Sebas sigue sin despegar. En las famosas jugueterías Garlo y animado por Fran y con el objetivo de ganarse la confianza del nuevo presidente, Raúl acepta ser director general de la compañía ajeno al tremendo dolor que su decisión ha supuesto para Carmen. Necesitan estar dentro de la cúpula si quieren recuperar el control de la empresa.

Uriarte comienza a tomar decisiones en Garlo

Días después, Uriarte comienza a tomar decisiones que atañen al devenir de Garlo, pero se topa con una alianza inquebrantable, la que forman los primos García. A su vez, Penélope está dispuesta a marcharse al entierro de su madre a pesar de que no está en las mejores condiciones de conducir durante horas. Sin pretenderlo, encuentra al chófer que necesita: Ismael.

Mientras Raúl le pide a Fran que sea testigo de su boda, Coral hace lo propio con su amiga Paloma. Por su parte, la intervención de Benigna y Visi en la radio es un éxito para sorpresa de sus amigos y Benivisión parece despegar.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente