Polémica en Italia por la petición de vendarse los ojos a una alumna

M. J. Arias
·3 min de lectura

Una estudiante de 15 años de un instituto de secundaria en Verona (al norte de Italia) estaba respondiendo tan bien a las preguntas de su profesora de alemán online que esta sospechó. Así que para asegurarse de que su conocimiento era propio y no estaba haciendo trampas, le pidió a la joven que se vendase los ojos. La historia ha corrido como la pólvora en el país y, como recoge Il Corriere della Sera, la polémica y el malestar entre padres y alumnos, también. 

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

Ocurrió, según diversos medios italianos, hace unos días. Justo en la jornada siguiente a la huelga estudiantil convocada por los alumnos para protestar por el sistema de clases online implantando como medida de lucha contra el coronavirus. Reclamaban la vuelta a las aulas. El día después de la protesta y la huelga en esta clase de Verona los alumnos tenían hora de alemán.

La profesora comienza a preguntar a la chica y esta responde correctamente. En estos meses de clases a distancia y con una pantalla de por medio, comentan en Il Corriere della Sera, los profesores han detectado todo tipo de trucos para poder copiar durante los exámenes y las pruebas. Así que, por si acaso, a esta enseñante se le ocurrió pedirle a su alumna que se cubriese los ojos. Esta cogió una bufanda y procedió a hacerlo para seguir respondiendo ante, señalan en dicho medio, “la mirada sorprendida y avergonzada de sus compañeros”.

La imagen fue captura y compartida a través de los canales de chat de los estudiantes y llegó hasta los padres de algunos de ellos, indignados con la solución para evitar las ‘trampas’ de la profesora. Rete degli Studenti, asociación estudiantil, ha manifestado a través de Camilla Velotta su malestar e incomodidad por lo ocurrido. 

No es tolerable que la educación a distancia, ya un sistema falaz en sí mismo, se convierta en un pretexto para implementar medidas represivas y violentas contra los alumnos. Ofrecemos plena solidaridad al alumno y pedimos que se tomen medidas serias contra quienes, como el maestro de este bochornoso episodio, crean un clima de angustia durante las lecciones, en lugar de convertirlas en un momento útil y de formación estudiantes”, ha declarado Velotta.

Además, la presidenta del consejo estudiantil provincial ha denunciado que “desafortunadamente, esta no es la única historia, en este periodo, que muestra que algo no está funcionando”. De hecho, en noviembre del pasado año se vivió una polémica similar en Salerno. Como recogió entonces Yahoo, una imagen de dos alumnos con los ojos vendados durante una clase de Latín y Griego en el instituto Caccioppoli de Scafati (Salerno) desató las críticas. Entonces, según explicaron, se trataba de un ejercicio práctico para demostrar a los estudiantes que no necesitaban copiar para responder bien. 

La quejas de este nuevo caso de una alumna con los ojos vendados a petición de una profesora han llegado a oídos del director del centro, que ha asegurado, en declaraciones recogidas por Il Corriere della Sera, que “estamos averiguando qué pasó y si hay confirmación, responderemos en consecuencia”.

EN VÍDEO | Italia abre los colegios para alumnos de hasta 12 años también en "zona roja"