Alex Vincent, el niño de Chucky que huyó de la fama

Puede que muchos no recuerden el nombre de Alex Vincent, pero su rostro angelical enfrentándose al malvado Chucky en Muñeco diabólico estará grabado en la memoria de muchos espectadores. Vincent saltó a la fama gracias a este reconocido clásico del terror de finales de los 80, lo que le llevó a protagonizar su secuela y otras películas de la época como Just Like in the Movies, pero tras esta experiencia ante las cámaras en una edad tan temprana decidió alejarse por completo de las cámaras.

Su salida de Hollywood se debió a que Alex Vincent no soportaba la fama. En entrevistas, como la que ofreció a Tampa Bay en 2019, admitió que huyo de los focos a refugiarse en su pueblo de Nueva Jersey para que nadie pudiera reconocerlo. Fue entonces cuando se centró en sus estudios buscando una vida normal como la de cualquier estudiante de su edad.

Se graduó como Ingeniero de Sonido, lo que le llevó de nuevo al cine a comienzos de la década de 2010 a trabajar en los equipos de sonido de varias películas de terror de Serie B, como House Guest Massacre. Su cariño por Chucky hizo que se prestara a volver a aparecer ante las cámaras en La maldición de Chucky o Cult of Chucky, puesto que nunca ha renegado de la saga que le llevó al éxito en su infancia. Desde entonces no se ha cerrado a ningún proyecto, siempre y cuando no lo aleje de la vida tranquila de la que goza ahora mismo.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente