La afinidad musical con Brasil conmemora los 30 años del Instituto Cervantes

·2 min de lectura

Recife (Brasil), 25 nov (EFE).- El Instituto Cervantes celebró este jueves en Brasil sus 30 años de presencia en el mundo con la afinidad musical entre Hispanoamérica y el gigante suramericano, superando las barreras del idioma pero estrechando cada vez más la proximidad cultural.

"Tenemos un mundo hispano-brasileño musical común, crecimos con las canciones de Roberto Carlos y las hicimos nuestras, acompañamos a Mercedes Sosa cantando junto a Caetano, a Ana Belén con Chico Buarque o nos emocionamos con el concierto de Diego El Cigala y Toquinho", recordó Rosa Sánchez, directora del Instituto Cervantes en Recife y Curitiba.

El panel "30 años de música hispana en Brasil", organizado por los Institutos Cervantes de Recife y Salvador (noreste), Curitiba (sur), Brasilia (centro) y Belo Horizonte (sureste), repasó las tres décadas en las que la música de España, Latinoamérica y el Caribe ganaron más fuerza en Brasil.

Pioneros, como el bolerista cubano Bienvenido Granda, que grabó y pasó parte de su vida en Recife, capital del nororiental estado de Pernambuco, le abrieron las puertas a otros artistas y ritmos hispanoamericanos en un país polifacético musicalmente como Brasil, recordó el musicólogo panameño Edwin Pitre.

El doctor en etnomusicología y profesor de la Universidad Federal de Paraná, en Curitiba, fue uno de los precursores de los ritmos latinos en Brasil con su propia banda y artífice de la llegada en los años 80 y 90 de artistas como el estadounidense de origen puertorriqueño Willie Colón y el dominicano Juan Luis Guerra.

En la tertulia se hizo un repaso de la influencia de la música hispanoamericana en Brasil, que va desde las bandas de rock 'ochenteras', como la argentina Soda Stéreo, hasta el éxito mundial del hit 'Despacito", del puertorriqueño Luis Fonsi y la panameña de madre brasileña Érika Énder.

"Ese diálogo musical ha pasado por muchas fases, a veces con picos o a veces en declive, pero ahora estamos en un momento que la globalización ha permitido que muchos brasileños puedan grabar con hispanoamericanos y viceversa", señaló Pitre en declaraciones a EFE.

El pinchadiscos colombiano VJ Montoya, por su parte, citó el papel que han tenido los músicos hispanoamericanos de la balada romántica y más recientemente del reggaetón y la bachata con géneros como el sertanejo y el funk surgido en las favelas cariocas, en el que las "colaboraciones" son cada vez más comunes.

Un ejemplo es el del exitoso cantante brasileño Gusttavo Lima, ídolo del género sertanejo, que ya ha grabado en español con artistas como el colombiano Camilo, reciente triunfador de los Grammy Latinos, y el grupo cubano Gente de Zona, entre otros.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente