Actividades más allá del esquí

¿Quién dijo que las estaciones de nieve son solo para esquiadores y fanáticos de la tabla? No pienses que porque no te guste esquiar tienes que descartar una escapada a la nieve; hay originales y variadas propuestas que van más allá del deporte y los descensos.


Por suerte, las estaciones invernales suman cada temporada nuevas actividades, pensando tanto en la atemporalidad como en aquellos que buscan alternativas de ocio para disfrutar de unos días en la nieve.

En el Pirineo de Lleida, la estación de Boí Taüll (que dispone de las cotas más alta de la cordillera) ofrece atractivas rutas para los amantes del senderismo y la cultura. Visitas guiadas, a pie o con raquetas de nieve, al Parque Nacional de Aigüestortes o una Ruta del Románico en la que se recorre el conjunto de iglesias románicas del Valle de Boí, declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

La andorrana Vallnord apuesta por la diversión en descensos alternativos como Airboard, bajadas que se realizan boca abajo sobre unas colchonetas de aire dirigibles y concebidas para nieve. Una actividad destinada para grupos en las que los participantes hacen varios descensos para ir eliminando a los más lentos.

¿Y qué tal submarinismo bajo hielo?Diving Andorra ofrece inmersiones para todos los niveles, sin necesidad de experiencia previa, en varios puntos de la montaña: La Canaleta, el Forn, Tristaina o Cabana Sorda (en sector Ordino –Arcalís de Vallnord y GrandValira en sectores Soldeu y Forn de Canillo). El acceso puede ser en telecabina, caminando, esquiando o en helicóptero.

[Relacionado:¿Cómo se fabrica un esquí?]

[También te puede interesar: Nieve todo el año en Madrid SnowZone]

El buceo bajo hielo también es una de las alternativas al esquí disponibles en Port Ainé
, estación que además cuenta con un parque lúdico para peques y mayores con un gran programa de actividades. Al igual que Espot. Entre ellas circuitos de disco golf, un deporte muy popular en Estados Unidos y muy parecido al golf, pero en lugar de tener un palo y una pelota, se utiliza un disco volador y cestas. Es una actividad para todas las edades, con un mínimo de 2 jugadores y un máximo de 8. La duración aproximada es de dos horas y se realiza con raquetas de nieve.

Estas estaciones también ofrecen una excursión nocturna en raquetas por el Parque Natural del Alt Pirineu. Un paseo de 2-3 horas bajo la luna, con protagonismo de las estrellas y descubriendo el rastro que dejan los animales por el bosque.

En GrandValira también hay actividades más allá del esquí como el taller de construcción de iglús para divertirse con toda la familia guiados por un monitor experto, tiro con arco o paintball, una propuesta que traslada a la nieve un campo de batalla de pintura (biodegradable). Disponible en el Centro de Actividades de Aventura de Grandvalira-Grau Roig.

En las estaciones también encontrarás habitualmente otras actividades para disfrutar de los descensos y recorridos de manera alternativa al esquí y la tabla, como son los trineos (tirados por perros, e incluso, caballos), motos de nieve, máquinas pisa pistas o karts.

[Galería:


 


POR SILVIA ARTAZA