Las 5 preguntas que revelan si una persona aporta valor a tu vida

·3 min de lectura
Photo credit: Thomas Barwick - Getty Images
Photo credit: Thomas Barwick - Getty Images

Por mucho que quieras a tu familia, a tu pareja o a tus amigos, es normal sentir en ocasiones cierta insatisfacción con la relación que mantienes con ellos. Es posible que alguna vez incluso pienses que quizá eres tú quien más aporta a la relación, que la otra persona va un poco a remolque o que no te presta la atención que crees que mereces.

La pregunta que surge está clara: ¿aporta esta persona valor a mi vida? No quiere decir que la persona sea mejor o peor, sino de tener claro en qué se basan las relaciones que tenemos y, sin que esto signifique que planteemos nuestras amistades desde un punto de vista meramente utilitario, sepamos quién nos aporta y quién no.

Para averiguarlo, algunos psicólogos proponen un sistema basado en cinco preguntas para dilucidar esta cuestión. A continuación te las contamos.

1. ¿Cómo te sientes con esa persona?

Esta pregunta es básica. Cualquier relación que merezca la pena te hará sentir bien, cómodo, valorado, respetado y diferente a como estarías con cualquier otra persona que no conoces.

Aunque parezca algo absurdo, a veces comenzamos a ver con frecuencia o a quedar con personas que nos atraen por alguna razón pero que realmente no nos respetan, no nos valoran. Es necesario ser sincero al responder a esta pregunta a pesar de que la respuesta pueda resultar un poco dolorosa. Con el tiempo, dejar atrás a esa persona será bueno para nosotros.

2. ¿Veis el mundo de manera similar?

Hay personas que son capaces de mejorar nuestra vida gracias a su actitud, su optimismo o su alegría. Otras, al contrario, tienen la capacidad de arrastrarnos con ellos a los infiernos. Drenando nuestra energía.

La forma en la que una persona afronta la vida es contagiosa y, por tanto, es preferible rodearse de gente que esté más bien en el primer grupo.

3. ¿En qué consisten vuestros planes juntos?

Photo credit: Jim Bennett - Getty Images
Photo credit: Jim Bennett - Getty Images

Examina las cosas que haces con cada una de tus amistades. En general, los que solo te buscan para salir de fiesta o “para no ir solo a un sitio”, quizá no son a los que tenías que dar prioridad.

Si alguien te propone cosas interesantes, algún viaje, quedar a conversar o para pedirte opinión sobre algo, aportará más valor a tu vida.

Está claro que puedes estar con los dos tipos de personas, pero si tu tiempo es limitado, prioriza al segundo grupo.

4. ¿Se trata de una persona leal y respetuosa?

De poco sirve que alguien diga todo el tiempo que nos quiere mucho si luego, cuando lo necesitamos, no está presente. Este tipo de incoherencias son las que nos avisan de que estamos ante una persona desleal y que no aportará demasiado a nuestra vida.

5. ¿Sientes que creces a su lado?

¿Te sientes a gusto contándole a esa persona tus sueños, tus esperanzas, cosas íntimas que no le cuentas a cualquiera? Después de habérselo contado, ¿te pregunta por cómo van tus proyectos? ¿Se preocupa? ¿Te cuenta los suyos? ¿Te aporta nuevos puntos de vista que te hacen ver la vida de otra forma?

Si la respuesta a estas preguntas es afirmativa en la mayoría de los casos, es que estás frente a un amigo en el que podrás confiar y que es bueno para ti. Cuídalo y respóndele de la misma manera, porque su amistad vale mucho.